Cubano de Miami vence a la COVID-19 después de un mes y medio en coma
El cubano Carlos Amador logró superar la COVID-19 luego de estar un mes y medio conectado a un respirador en la Unidad de Cuidados Intensivos, y ya se encuentra de regreso en su casa de Sunny Isles Beach, en el condado de Miami-Dade
Carlos Amador y su hija en el hospital

El cubano Carlos Amador logró superar la COVID-19 luego de estar un mes y medio conectado a un respirador en la Unidad de Cuidados Intensivos, y ya se encuentra de regreso en su casa de Sunny Isles Beach, en el condado de Miami-Dade.

ADN CUBA informó sobre su caso a mediados de abril, cuando su hija Nikole fue noticia en medios locales con una petición para que algún paciente recuperado de la enfermedad provocada por el coronavirus, donara plasma para su papá.

Carlos Amador está bajo un plan de recuperación que lo obliga a hacer ejercicios cardiorespiratorios diariamente para fortalecer sus pulmones, según el canal Univision.

Según los médicos, tomará algún tiempo antes de que este paciente pueda retomar sus rutinas cotidianas con normalidad, debido a la gravedad de su padecimiento por la COVID-19.

El pasado 20 de abril, cuando su papá llevaba 15 días en estado de coma, Nikole rogó ante las cámaras por una donación de plasma que ayudara a salvarlo.

“Mi papá solamente tiene 49 años y yo necesito a mi papá a mi lado”, inicia el triste pedido de la hija del paciente. Nikole refirió que ella tiene solo 16 años y necesita el apoyo de su papá, quien “no padece de nada”.

“Yo sé que si ustedes pueden salvarle la vida… sé que alguna persona buena tiene que haber, y si le puede salvar su vida, por favor se los pido”, dijo un mes atrás la adolescente en un desesperado reclamo de auxilio.

Lo peor de la batalla de Carlos Amador conta el coronavirus comenzó a inicios de abril, cuando fue llevado de emergencia al Hospital Aventura. Llegó con la respiración entrecortada y sin poder pronunciar palabra alguna.

Carlos Amador, quien emigró de Cuba en 2015 con su familia, trabaja en labores de construcción donde se sospecha que contrajo el letal virus. A los otros integrantes de la familia les “dio duro” pero no empeoraron como el padre. Madre e hija se recuperaron del coronavirus, luego de acudir al médico al sentir los primeros síntomas.

El método impulsado en Estados Unidos por un médico también cubano, el espirituano Arturo Casadevall, funcionó para devolver alegría a esta familia. El tratamiento usa el plasma rico en anticuerpos de pacientes recuperados de la COVID-19, para ayudar a que personas en estado grave superen la enfermedad.

El procedimiento ya había mostrado efectividad a inicios del siglo XX durante la epidemia de “la gripe española”, y se ha usado en varios centros de salud norteamericanos.

En el estado de la Florida, el congresista cubanoamericano Mario Díaz-Balart y el alcalde de Miami, Francis Suárez, fueron donadores de plasma luego de recuperarse de la enfermedad del coronavirus.

Los casos de coronavirus en la Florida ascendieron el jueves a 48 mil 675 y se registraron 48 fallecimientos en las últimas horas, lo que elevó el total de decesos a 2 mil 144.