Que el Dr. Durán diga algo a los dictadores, pide activista
El coronavirus está en alza en Cuba y ante los “regaños” del director de Epidemiología, Francisco Durán, los cubanos le exigen que se atreva a señalar las medidas erróneas del régimen
Doctor Durán y colas en Cuba. Fotomontaje: ADN Cuba
 

Reproduce este artículo

El coronavirus está en alza en Cuba y ante los “regaños” del director nacional de Epidemiología, el célebre doctor Francisco Durán, los cubanos le exigen que deje de responsabilizarlos por la nueva ola y que se atreva a señalar las medidas erróneas del régimen.

La activista opositora Adriana Mena Rubio publicó este miércoles fotografías de una “cola para [comprar] el detergente en la Habana Vieja”.

En las imágenes se observa a una muchedumbre de personas que se ven obligadas a esperar horas para alcanzar el producto, ante la incertidumbre de no tenerlo a la mano en varias semanas, como sucede con los abastecimientos básicos.

“Cómo vamos a terminar con la pandemia aquí en Cuba”, razona la activista, que contrario a los funcionarios castristas sí apunta hacia arriba cuando se trata de deslindar responsabilidades en los rebrotes.

“Alguien que le haga llegar esta foto a Durán para que le diga algo a los dictadores”, pidió Mena, quien fue enfática emplazando al régimen en Facebook: “No somos nosotros los de la indisciplina social, son los dictadores”.

El escritor cubano Pedro Armando Junco López, es otro de los que ha criticado que las autoridades del régimen carguen a los cubanos con la culpa de los rebrotes, y emplaza directamente al funcionario del Ministerio de Salud Pública (Minsap).

En un comentario publicado en Facebook, que tituló “¿Son aceptables los regaños del doctor Durán?”, señala que el Estado es en gran medida responsable también de la actual crisis pandémica.

Reconoció que “todos los días, en puntualizado horario de las mañanas incluyendo sábados y domingos, el doctor [Francisco] Durán detallaba, metódicamente, los casos sospechosos, los infectados, los pacientes críticos y graves, las muertes y las altas médicas de la mortal pandemia, creando una aureola de admiración sin precedentes hacia su persona, que pudo haberlo llevado a la presidencia del país en el caso de que hubiéramos vivido dentro de una auténtica democracia”.

Junco López tuvo la suspicacia de señalar que, sin llegar “a cuestionar al doctor Durán la veracidad y metodología del resumen diario que nos brindaba”, sí es cierto que “eso que llegaba a sus manos ya venía redactado de manera tal a como se redacta el Noticiero Nacional de la Televisión”.

Pero según el intelectual, la “presencia respetuosa y sencilla” del director nacional de Epidemiología del Minsap, “sembraba en el pueblo credulidad absoluta”.

“Sin embargo, como en este país las pocas cosas que se hacen bien nunca se terminan, ¡ABRIERON AL TURISMO Y A LOS VUELOS INTERNACIONALES!”, criticó Junco López.

“Y para colofón, no fue posible mantener en cuarentena y supervisión oficial durante 14 días, tras pruebas de PCR a todo el que entraba al país. Resultado: la epidemia ha escapado de control”, aseveró el escritor en Facebook.

Sobre el funcionario de Salud, continuó diciendo: “Ahora, todas las mañanas aparece nuevamente el doctor Durán. Pero aparece adusto y de mal carácter, regañando a un pueblo indisciplinado que es el único culpable de la infección generalizada en todas las provincias y creciendo en grandes oleadas”.

“Como la vez de los niños infectados de los que no se habló hasta que preguntamos con bases muy bien informadas, ¿nos permitirá el doctor Durán inquirir sobre el porqué de la limitación de las pruebas PCR a las personas vulnerables, la demora en la vacunación que hasta a Venezuela ha llegado desde Rusia, o nuestra Soberana-02 casi lista hasta para la exportación?”, cuestionó.

Pero la principal pregunta de Pedro Armando Junco al funcionario del régimen es: “Doctor Durán, ¿no va a echarle su regañito a la más alta dirección del país por abrir las fronteras al exterior, causa principal de este rebrote?”

¿Se atreverá? No es probable, dado que Durán se muestra como un convencido partidario del castrismo, al punto que ha utilizado las conferencias sobre el coronavirus, para hacer propaganda comunista. En octubre del 2020, por ejemplo, comenzó su comparecencia recordando el aniversario de la muerte de Ernesto "Che" Guevara.

Los primeros minutos de la conferencia de este 8 de octubre fueron dedicados al guerrillero argentino que ayudó a los Castro a llegar al poder, incluso antes de dar el parte oficial de 19 nuevos contagiados de COVID-19 en la isla. Al parecer, durante esta nueva ola del virus, Durán continúa poniendo la propaganda antes que la ciencia.