“No sea hipócrita ni mezquino”: poeta responde al ex espía René González

El poeta y periodista independiente Jorge Enrique Rodríguez, respondió al ex espía de la Red Avispa, René González, por emitir “declaraciones punitivas” contra la joven desterrada Karla María Pérez
Karla Pérez y espía René González. Fotomontaje: ADN Cuba
 

Reproduce este artículo

El poeta y periodista independiente Jorge Enrique Rodríguez, respondió al ex espía de la Red Avispa, René González, por emitir el fin de semana “declaraciones punitivas” contra la joven desterrada Karla María Pérez.

González, uno de los cinco agentes de Castro que cumplieron prisión en Estados Unidos por sus acciones en la Red Avispa desplegada en EE.UU., sugirió llevar a Karla Pérez a un proceso judicial, aunque criticó que a la joven periodista no le permitieran entrar a Cuba, pues esto daba mala imagen al régimen.

“René: por tus acciones de espionaje en territorio estadounidense, murieron personas. Me importa un pepino las opiniones que el régimen de Cuba tuviese (y tiene) sobre esas personas que murieron a consecuencia de tu espionaje en territorio extranjero. Eran personas. Eran vidas, y punto”. Así comenzó su réplica Jorge Enrique Rodríguez.

El poeta y reportero independiente, se solidariza con la colaboradora de ADN Cuba que solicitó refugio en Costa Rica, cuando su regreso a Cuba fue interrumpido en una escala del vuelo en Panamá. Quedó varada varias horas porque régimen castrista le impidió entrar a su país.

Luego, el Ministerio de Relaciones Exteriores (Minrex) de la dictadura cubana, reconoció tácitamente que a Pérez la desterraron por sus ideas políticas y trabajar en el periodismo independiente, al tiempo que arremetió contra este medio y otros por informar sobre la arbitrariedad.

Por su parte, el ex agente de la Seguridad del Estado, publicó el sábado un comentario sobre lo que llamó el “último show anticubano” –esto es, la cobertura de medios independientes e internacionales a la violación contra Pérez–, y criticó veladamente la respuesta del Minrex. El ex espía no quiere rodeos y pide que el Estado tipifique los delitos que le sirvan para llevar a la cárcel “legalmente”, a periodistas independientes y activistas de oposición.

Por eso, Jorge Enrique Rodríguez se vio impelido de aclarar al ex espía las diferencias entre alguien como Karla y él, a quien la propaganda del régimen intentó pintar como un héroe.

“René: a consecuencia de la libertad de expresión que Karly ejerce (en todo su derecho amparado en la Carta Universal de los Derechos Humanos y la Constitución cubana) no ha muerto una sola persona, no han estallado bombas, no se han derribado avionetas, no han encarcelado arbitrariamente, ni han desterrado a persona alguna”, aseveró.

“Karly no promueve muertes sino vidas. Algo de lo cual usted no puede ufanarse”, acusó el periodista a González.

“No sea usted hipócrita ni mezquino. Usted no es un héroe. Usted sí es un espía. Usted, René González, no tiene potestad moral para hablar de Karly ni de ningún otro cubano que lleva la dignidad y la verdad en el corazón”.

“Guarde y mida sus palabras, pues como dice Orula: el perro tiene cuatro patas y un solo camino. Coja la seña”, terminó el también poeta Rodríguez, en su perfil de Facebook.

 

Lo que dijo el espía de la Red Avispa

René González comenzó su comentario, publicado en su Facebook oficial, diciendo que los castristas tienen “toda la razón del mundo” para sostener sus políticas, porque serían “víctimas por más de 60 años” de los Estados Unidos.

Sin embargo, criticó que no supieron responder a lo que él insiste en llamar “línea de mensaje” de “todo este show” con Karla Pérez: “El gobierno cubano impide a una ciudadana ingresar a su propio país, violando el derecho humano a la libertad de movimiento”.

La explicación del Minrex, reconoce el ex espía, “no reúne el criterio legal” para blindar al régimen de las acusaciones de violador de derechos.

“Ante los ojos de los medios (…) la señora de marras [Karla, de 22 años] será proyectada como una víctima del gobierno cubano”, lamenta González, al tiempo que advierte que situaciones como estas que dejan mal parado al castrismo, “se convertirán en costumbre si no salimos del círculo vicioso en que hemos caído”.

González no se desmarca del discurso de confrontación y justificativo de cualquier violación contra quienes disienten del Estado:

“Tenemos todo el derecho de defendernos, de legislar y aplicar las leyes resultado de esa legislación. Tenemos todo el derecho a tipificar las conductas de quienes a conciencia trabajan como agentes de la política (…) contra Cuba, y de aplicar las leyes que emanen de esa tipificación”.

El agente que en los 90 se infiltró en la organización de exiliados Hermanos al Rescate, pide a propósito del destierro arbitrario de Karla Pérez, que se tipifique “las conductas constituyentes de delito” que, según él, la dictadura tiene “derecho a considerar” como parte de la política estadounidense.

“Si usted usa los medios para incitar a la violencia, apoyar el genocidio contra su pueblo que constituye el bloqueo, calumniar al país (…), ese pueblo tiene todo el derecho de defenderse decretando las leyes pertinentes, más aún si ese medio recibe dinero” de EEUU.

Y continúa González advirtiendo a quienes considera enemigos del gobierno que se dice revolucionario: “Si usted se convierte en instrumento de cabildeo para justificar las agresiones (…) contra su pueblo en un parlamento extranjero, ese pueblo tiene derecho a defenderse. Si usa la mentira o la calumnia ese pueblo tiene derecho a considerarlo una agravante”.

En clara alusión a la prohibición de entrada a la periodista, el ex espía dijo “si quiere venir a Cuba, pues no le niego su derecho. Sólo le advierto que en los tribunales le espera un merecido proceso, con apego a las leyes y como resultado de su conducta criminal, y un juicio abierto, público y transparente”, acotó.

René González terminó su post reiterando su lamento por las denuncias contra el régimen que en los últimos meses alcanzaron medios y foros internacionales: “No podemos seguir cuidando a la gente en sus casas, o negándoles la entrada a su país, para alimentar una maquinaria de propaganda”.

Sus últimas líneas, fueron particularmente criticadas por usuarios que vieron una justificación de las acciones represivas de la policía política contra artistas, activistas y periodistas recrudecidas en el último año.

“¿Qué es eso de cuidar a la gente en sus casas? ¿Acaso se refiere a la arbitrariedad de cuando la Seguridad del Estado me impide salir a la calle con la amenaza de una detención?”, comentó Luz Escobar, reportera de 14ymedio.

Otro usuario, identificado con el seudónimo de Elpidio Valdez, cuestionó: “¿Pero procesarla por qué? ¿Por escribir y pensar diferente, por pertenecer a la oposición? ¿Qué diferencia hay entre el gobierno cubano al español [del siglo XIX], cuando mandaron a José Martí en prisión y después al exilio por pensar diferente?