“No quiero comunismo ni regalado”: joven con discapacidad envía duro mensaje al régimen

“Le doy muchas gracias a aquellas personas que se tiraron a la calle por nosotros los discapacitados, por el pueblo de Cuba, y por muchos que no podemos y no pudimos hacer esa acción”, dijo Alejandro Gil sobre las protestas del 11J
“No quiero comunismo ni regalado”: joven con discapacidad explota contra régimen
 

Reproduce este artículo

Alejandro Gil Landabe, un joven con discapacidad, explotó en redes sociales contra el régimen castrista por la falta de libertades y las penurias que existen en Cuba.

Hasta ahora, su canal de YouTube “Macocaribei”, tenía videos sobre animales e insectos cubanos, pero Gil Landabe arremetió este martes 3 de agosto contra el gobierno liderado formalmente por Miguel Díaz-Canel, porque “estamos siendo pateados y maltratados en las calles de Santiago de Cuba y todo el país” tras el estallido social del 11 de julio.

Aseguró estar “hablando por muchos discapacitados de Cuba” que se comunican con él, y le habrían transmitido sus inquietudes.

“Quieren preguntarle al gobierno dónde está el barco que va a traer sillas de ruedas. No lo hemos visto todavía. Y queremos saber dónde vienen las bolsas para incontinencia urinaria y las colectoras de orina, que necesitamos. ¿Y las comidas especiales para los niños que son recién nacidos con dificultades de nacimiento?”

Gil Landabe continuó en un video cuestionando “dónde se metió la leche en polvo de este mes, que no ha venido, para las dietas de las personas con cáncer, discapacitados…”

El joven comenta con sarcasmo la narrativa del régimen, y de vez en cuando repite que “estamos mejorando”, pero señala que “todavía se sigue vendiendo en MLC” y fármacos como el Bálsamo Schostacovsk “no aparecen, o aparecen en MLC”.

“¿Eso es cambio? Yo quiero un cambio completo. No quiero el gobierno de Díaz-Canel”, expresó.

El joven asegura que su postura es compartida por “todos mis discapacitados” amigos de Santiago de Cuba. Valoró que “el 98% de la población cubana no quiere a Díaz-Canel. ¿Por qué el no escucha eso, si nosotros el pueblo somos los que mandamos en el país?”

Gil Landabe añadió que, aunque “hicimos bastantes huelgas pacíficas: nos cayeron a palos”. Criticó la criminalización de los manifestantes que hace el régimen, acusándolos de “violentos” si se defienden, mientras que cuando más pacíficos son “nos violentan a nosotros”.

“Le doy muchas gracias a aquellas personas que se tiraron a la calle por nosotros los discapacitados, por el pueblo de Cuba, y por muchos que no podemos y no pudimos hacer esa acción”.

Tras el levantamiento popular, “están pagando prisión muchos, ahora, por nuestra lucha por la libertad, que tarde o temprano va a llegar, porque esto no se va a acabar”, aseveró el santiaguero.

Afirmó que los gobernantes no apagarán la oposición “con tres libras de arroz en el mercado”, o con “una jabita que van a regalar” con algunos productos. “Porque son 60 años de abusos” y penurias, también para los que tienen alguna discapacidad.

“Por eso yo no quiero más este gobierno. No me importa de quién vamos a ser colonia, no me importa si vamos a hacer votaciones nuevas: yo lo único que quiero es un cambio, porque ya yo probé el comunismo y no lo quiero ni regalado”, dijo Alejandro Gil.

“Lo que quiero es libertad. Que yo pueda expresarme y decir: ¡Ah! ¿Es un singao? ¡Es un singao! No me gusta… y decir eso sin que me caigan a palos”.

Añadió que cuando se hace un balance, es inevitable la conclusión de que se necesitan profundos cambios: “Hambre, necesidades, coronavirus y tampoco libre expresión… yo no quiero ese gobierno ni regalado”.

Criticó que tras la última reforma salarial “quitaron la chequera a los discapacitados para subirles el dinero a los policías, eso no lo hace ni el país más imbécil del mundo”.

Denunció que él no recibe pensión alguna, pese a su discapacidad. “¿Cuántos niños habrá así? Las madres tienen que mantenerlos y porque no tienen dinero tienen que vender su cuerpo”, lamentó.

También arremetió contra los medios de comunicación y propaganda estatales: “Aquí todo el mundo está sin comida, y ellos dicen que esto está bien. La radio y la televisión vendida a la dictadura, echando mentiras y comiendo mierda…”

El joven llegó a decir que, si se necesita una “guerra” para salir del castrismo, no se opondrá. “No voy a morirme por culpa de ellos, porque ellos estén en su poder sabroso, viviendo la dulce vida y uno aquí mamándosela”, declaró.

“Se acabó el cubano bueno: esto es queja, esto es calle y lo que nos toque. Si nos toca pelear por nuestra libertad, vamos a hacerlo. Y si esto necesita una intervención, yo la apoyo. Lo siento, y que mañana venga la policía a buscarme”, terminó Alejandro Gil su pronunciamiento en video.