Viral: exigen dimisión de Díaz-Canel y funcionarios por reprimir en Mincult

Una petición para que dimita Miguel Díaz-Canel, así como el ministro y un viceministro de Cultura, por la represión en el Mincult, se ha hecho viral y registra en la plataforma Change.org miles de firmas en menos de 24 horas
 

Reproduce este artículo

Una petición para que dimita el mandatario cubano Miguel Díaz-Canel, así como el ministro y un viceministro de Cultura, se ha hecho viral y registra en la plataforma Change.org casi 5000 firmas en menos de 24 horas.

La razón es la represión desatada este miércoles 27 de enero contra unos 30 activistas y artistas independientes que demandaban la liberación de varios compañeros detenidos arbitrariamente en la mañana, y que la institución cumpliera su promesa de un “diálogo” ese día.

“Exigimos la dimisión inmediata del Ministro y el Viceministro de Cultura de Cuba, Alpidio Alonso y Fernando Rojas, y del Presidente de Cuba Miguel Díaz-Canel Bermúdez ante su incapacidad para dialogar con la ciudadanía que reclama pacíficamente el fin de la represión policial, la corrupción y el abuso de poder”, se denuncia en un comunicado.

“La agresión que protagonizaron hoy los funcionarios del Ministerio de Cultura en contra de artistas e intelectuales a quienes se deben es inaceptable en cualquier circunstancia o país. El Ministerio de Cultura ha demostrado ser un órgano más represor del Estado, no una institución al servicio de la cultura y lxs creadores cubanxs”, añadieron.

También reiteraron las demandas de la sociedad civil que se reunió el pasado 27 de noviembre fuera del Ministerio de Cultura, en un plantón de cientos de personas a favor del Movimiento San Isidro (MSI), suceso del que emergió el grupo 27N.

“Manifestamos que no renunciaremos a las demandas de aquella noche, y a las que posteriormente dimos a conocer en sucesivas declaraciones. Exigimos nuestro derecho a tener derechos. El derecho a la libertad de creación, de expresión y asociación, al disenso y a las libertades políticas”.
Además, pidieron “respeto y reconocimiento del posicionamiento independiente, y que la sociedad civil (…) sea reconocida como interlocutor válido, sin exclusiones”.

“El cese del hostigamiento, la represión, la censura, el descrédito, la difamación, la violencia policial y el odio político, los actos de repudio, o cualquier otra forma de violencia lesiva a la dignidad de la persona humana”, también son otras de las demandas de miles de cubanos que han firmado la petición.

“Apostamos por una sociedad libre, inclusiva y democrática, en que quepamos todos. Y en esta hora de turbulencias para Cuba, hacemos una invitación a todos los cubanos a no ser indiferentes ante el sufrimiento y el dolor, a no ser apáticos ante la realidad que se nos ofrece como oportunidad para el cambio, a asumir las riendas de nuestras propias vidas y conquistar un futuro mejor para todos, (…) para que haya más derechos y libertades, más diálogo y reconciliación, más prosperidad y bienestar en nuestra nación”.

 

A golpes el Mincult cerró la puerta del diálogo

Este miércoles, funcionarios castristas encabezados por el ministro de Cultura Alpidio Alonso, secundado por sus viceministros Fernando Rojas, Fernando León Jacomino y el director de comunicación Alexis Triana, participaron en una turba que arremetió contra el grupo de artistas que pedían ser escuchados por la institución.

Los artistas agrupados en el movimiento 27N habían acordado con el viceministro de Cultura, Fernando Rojas una nueva ronda de negociaciones a través de varios correos entre diciembre y enero, y fueron hasta el Ministerio a pedir explicaciones por las injurias vertidas contra ellos en medios estales y en espera de que el funcionario cumpliera con su palabra.

ADN Cuba supo que el régimen rápidamente convocó a sus fuerzas de seguridad y cercó las calles para evitar otra manifestación como la del 27 de noviembre, cuando se congregaron allí más de 400 personas.

Los participantes fueron detenidos con violencia aproximadamente a la 1 de la tarde este miércoles, y tres horas después las autoridades los fueron liberando, varios de ellos con visibles muestras del maltrato. Los liberados denuncian fuertes golpizas y ensañamiento con mujeres como las artistas Camila Lobón, Celia González y la curadora y crítica de arte Solveig Font. La poeta Katherine Bisquet informó en sus redes que al reportero independiente Alfredo Martínez le fracturaron un dedo, quien luego publicó una foto con la lesión.

 

Puede firmar la petición a favor de que dimitan los funcionarios, aquí.