Castrismo teme que acuerdo con Unión Europea desaparezca

El régimen da muestras de preocupación porque la denuncia internacional de las violaciones de derechos en la isla, ponga en peligro el Acuerdo de Diálogo Político y de Cooperación entre Cuba y la Unión Europea
Josep Borrell y canciller castrista en Cuba. Foto: CubaMinrex
 

Reproduce este artículo

El régimen castrista da muestras de preocupación por la creciente denuncia en foros internacionales de las violaciones de derechos humanos cometidas en la isla, lo que pone en peligro el Acuerdo de Diálogo Político y de Cooperación entre Cuba, la Unión Europea (UE) y sus Estados miembros.

Este martes 8 de junio en el Parlamento Europeo, varios diputados debatirán sobre “la situación política y los derechos humanos en Cuba”, por lo que el gobierno del Partido Comunista isleño, avisado de antemano por cómplices del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), ha arremetido durante los últimos días contra quienes lo critican y señalan.

La última reacción airada del régimen la emitió este martes a través La Embajada de Cuba en Bruselas, capital de Bélgica y de la UE, como se conoce a esta ciudad por ser sede de las principales instituciones regionales. La delegación diplomática castrista emitió un pronunciamiento, publicado en la página del Ministerio de Relaciones Exteriores (Minrex), en el que tildan de “debate artificial” y “farsa” la acción que se llevará a cabo en la Eurocámara, y exigen que se condene el embargo de Estados Unidos a Cuba, y no la persecución política y la represión que se cometen la isla.

Pero la principal preocupación del régimen en materia de política real, queda al descubierto en la nota: “Con esta maniobra anticubana se pretende, además, entorpecer las relaciones bilaterales entre Cuba y la Unión Europea y socavar la implementación del Acuerdo de Diálogo Político y de Cooperación entre Cuba, la Unión Europea y sus Estados miembros”, lamenta la Embajada castrista en Bruselas.

Continúan diciendo que los promotores del debate “conocen perfectamente que el Acuerdo se implementa de una manera positiva y que existe una clara voluntad política de las Partes de continuar creando puentes entre nuestros pueblos y gobiernos a través del mismo, a pesar de las diferencias existentes, y en total apego a las bases y principios aprobadas en el Acuerdo y endosados por el Parlamento Europeo en su resolución de consentimiento del 5 de julio del 2017”.

El acuerdo de diálogo y cooperación UE-Cuba, fue firmado en diciembre del 2016 por la entonces Alta Representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, y el canciller del régimen Bruno Rodríguez. De esta manera, se puso fin a la llamada “posición común” que regía las relaciones entre el bloque regional y Cuba, desde 1996.

Sin embargo, se incluyó una cláusula que condiciona la colaboración a que en Cuba se respeten los tratados internacionales de derechos humanos, de los que el país es signatario. También se advierte que la persecución y reclusión por motivos políticos es una infracción de la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

Por ello, el régimen teme que la denuncia de eurodiputados lleve a la derogación del Acuerdo, que supone múltiples beneficios económicos para una dictadura que está contra las cuerdas financieramente.

 

PSOE, representante del régimen en Parlamento Europeo

A propósito del debate de hoy donde se denunciaría al gobierno de Cuba en el Parlamento Europeo, estalló un escándalo que ha llevado a varios diputados a pronunciarse contra los vínculos entre el PSOE y el castrismo.

Incluso, apuntan a Josep Borrell, Alto Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad Común (y miembro del PSOE), como parte de los “cómplices” de régimen cubano.

José Ramón Bauzá, eurodiputado de Ciudadanos, recordó este domingo que una filtración reveló que el máximo representante de la diplomacia europea, colabora con una dictadura para entorpecer la condena a su régimen desde las instituciones.

“Exijo explicaciones al Alto Representante sobre esta indignidad que debería conllevar su dimisión”, escribió Bauzá en Twitter, donde hizo pública una carta de su autoría para Borrell, en la que le pide explicaciones por sus posibles vínculos con La Habana, y los que se han demostrado existen entre la representación del PSOE y el castrismo.

Estos últimos fueron descubiertos en un artículo del diario español ABC , que mostró un correo electrónico que exhibe las relaciones de estrecha cooperación entre el grupo socialista español del Parlamento Europeo (PE) y la Embajada del régimen cubano en Bruselas. De la autoría de Javier Larrondo, presidente de la ONG Prisoners Defenders (PD), el artículo refiere que “un grupo amplio de europarlamentarios del PSOE ha traicionado principios muy básicos de la política, las instituciones europeas, la prudencia, la confidencialidad, la seguridad nacional y europea, y el respeto a los derechos humanos”.

El mail filtrado, dirigido al presidente del PSOE ante el PE, Javier Moreno Sánchez, develó la “íntima y estrecha” relación entre el partido gobernante en España y el régimen castrista.

Pilar Ruiz Huélamo, integrante del grupo de los Socialistas y Demócratas en el Parlamento Europeo en temas de comercio internacional y América Latina, avisa a Moreno Sánchez que representantes del Partido Popular Español (PP) y el grupo Renew Europe, han pedido analizar en el pleno del Parlamento “la situación en Cuba” e intervendrá Josep Borrell.

En el mensaje se lee: “Uno de los puntos que quieren denunciar es el descrito en este manifiesto que han firmado ya 5 diputados. Como sabéis, va a ser difícil poder pararlo, no tenemos mayoría. Me pregunto si queréis avisar vosotros a la Embajada de Cuba o aviso yo a Heidy. El gabinete de Borrell ya está al tanto. Aprovecho el mail para pedir cita con Javier la semana aproxima para tratar este tema y otros si es posible”.

Isabel García Tamara, funcionaria del equipo de Moreno Sánchez respondió al correo: “¡Gracias por la info! Avisamos a la Embajada”.