Medios internacionales informan ola de represión castrista contra sociedad civil
Diversos medios internacionales han informado sobre la represión del castrismo contra los activistas, artistas y periodistas independientes aglutinados en torno al Movimiento San Isidro, quienes reclaman pacíficamente por la liberación del rapero contestatario Denis Solís
Denis Solís y amigos que reclaman su liberación
 

Reproduce este artículo

Diversos medios internacionales han informado sobre la represión del castrismo contra los activistas, artistas y periodistas independientes aglutinados en torno al Movimiento San Isidro, quienes reclaman pacíficamente por la liberación del rapero contestatario Denis Solís. Sin embargo, agencias acreditadas por la dictadura en Cuba, han hecho un vergonzoso silencio sobre el caso y las numerosas detenciones arbitrarias y violentas asociadas a este.

El medio mexicano El Universal, fue uno de los primeros en hacerse eco de la represión castrista, cuando arreció el fin de semana último: "Agentes de la Seguridad del Estado del Ministerio del Interior de Cuba (Minint), un temido aparato que actúa como policía política del régimen comunista de La Habana, desataron en las últimas 48 horas una oleada de arrestos de opositores y activistas de derechos humanos", reportó.

Por su parte, el diario Clarín, uno de los más relevantes de Argentina, informó sobre la ola de represión a través de la historia del joven compositor cubano Luis Alberto Mariño Fernández, quien se manifestó frente a la Embajada de Cuba en Buenos Aires, tocando un pieza musical en la viola.

El importante periódico español ABC, publicó este jueves una nota denunciando la “oleada de operativos policiales violentos” del régimen de Cuba, su respuesta al reclamo pacífico de un grupo de artistas independientes que exigen la liberación de Denis Solís González, joven músico condenado a prisión por “desacato” en un proceso amañado.

Miembro del Movimiento San Isidro (MSI), un colectivo de activistas y artistas que defienden derechos humanos y culturales, Solís González se encuentra actualmente en la prisión Valle Grande después de que un juicio sumario, celebrado apenas tres días después de su detención el pasado 9 de noviembre, le impusiera la sanción de ocho meses de privación de libertad, informa el medio español.

El corresponsal de ABC en Cuba, señala que el hostigamiento y la persecución contra Solís González “es consecuencia del discurso contestatario que impregna su música, su activismo en las redes sociales y su posición política” contra el régimen de La Habana.

El rapero estuvo entre el grupo de artistas independientes y activistas arrestados el pasado 10 de octubre, cuando acudieron a la sede del Movimiento San Isidro para un concierto que no pudieron realizar y fueron víctimas de un mitin de odio organizado por la Seguridad del Estado, y detenidos arbitrariamente.

Luego del proceso sumario y amañado contra Solís, integrantes del MSI, activistas y periodistas independientes se movilizaron para manifestarse pacíficamente y reclamar su liberación inmediata. Como única respuesta recibieron una escalada de arrestos y golpizas denunciadas a través de las redes sociales y los medios de prensa independiente, reseña ABC.

También, recientemente el periódico de Costa Rica especializado en política, El Mundo CR, condenó la represión del régimen contra periodistas, artistas y activistas y en las últimas dos semanas.

El medio se solidarizó el lunes con la decena de opositores que ahora están acuartelados, pero el fin de semana se habían plantado en la estación policial de Cuba y Chacón, en La Habana, para pedir la libertad del músico contestatario Denis Solís.

El periódico costarricense mencionó especialmente a la curadora de arte Anamely Ramos; el artivista, Luis Manuel Otero Alcántara; los reporteros independientes Iliana Hernández, Esteban Rodríguez y Héctor Valdés Cocho; la poeta, Katherine Bisquet; el rapero, Maykel Castillo; el productor, Michel Matos; la profesora, Omara Ruiz Urquiola, también paciente de cáncer y que fue golpeada por efectivos policiales el viernes anterior y le reventaron una lesión, todos víctimas de acosos y detenciones solo por preguntar por el paradero de Solís, en ese entonces desparecido por las autoridades.

El periodista mexicano Rubén Cortés pidió solidaridad en un sitio digital de ese país con una de las víctimas, la historiadora del arte Anamely Ramos, injustamente encarcelada cuando intentaba pedir explicaciones a la policía. En una columna publicada este 16 de noviembre en López Dóriga Digital, el periodista recordó que Ramos es estudiante de primer semestre del Doctorado en Antropología de la Universidad Iberoamericana, una de las más prestigiosas de México, y pidió a ese centro de estudio que apoyara la causa de su estudiante.

Sin embargo, el trabajo de estos medios ha contrastado con el silencio de agencias y cadenas acreditadas oficialmente en Cuba, como EFE, AP, Reuters y CNN.

Expertos se preguntan en redes sociales por qué la prensa extranjera acreditada en Cuba dejó a un lado la jornada de represión contra opositores pacíficos, cuando cumplía con todos los criterios de noticiabilidad de cualquier medio. Es preciso aclarar que, varios días después, tampoco han reportado el asedio de las fuerzas policiales ni la actual huelga de hambre.

El politólogo Armando Chaguaceda llamó la atención sobre que los periodistas extranjeros acreditados ante el régimen no estaban cubriendo la represión, un hecho noticioso bajo los normales estándares profesionales. Mientras que, el académico de comunicación José Raúl Gallego mencionó directamente a los representantes de CNN, EFE, Reuters y AP en Cuba.