Iliana Hernández: OEA y ONU deben pronunciarse ante la violación de nuestros derechos

“La comunidad internacional, las organizaciones de derechos humanos en el mundo, la OEA y la ONU tienen que pronunciarse ante esta violación de nuestros derechos”, afirmó la periodista independiente cubana Iliana Hernández, sitiada por la Seguridad del Estado
Iliana Hernández: OEA y ONU deben pronunciarse ante la violación de nuestros derechos
 

Reproduce este artículo

La periodista independiente y activista por la democracia en Cuba, Iliana Hernández, pidió en sus redes sociales un pronunciamiento sobre la sistemática violación de derechos humanos en Cuba, contra quienes se oponen a la dictadura castrista.

La reportera, una de las huelguistas del Movimiento San Isidro por la liberación del preso político, el rapero contestatario Denis Solís, lleva más de quince días, con un cerco policial en su vivienda y la imposición arbitraria de arresto domiciliario.

“La comunidad internacional, las organizaciones de derechos humanos en el mundo, la OEA y la ONU tienen que pronunciarse ante esta violación de nuestros derechos”, refirió Hernández en su perfil en Facebook.

“Son demasiados días con esta arbitrariedad y sin razón alguna. Cubanos todos no podemos seguir viviendo así”, advirtió la periodista junto al hashtag: #encubahayunadictadurachallenge.

Iliana Hernández ha denunciado además durante las últimas semanas que la Seguridad del Estado ordenó al monopolio de las telecomunicaciones en Cuba: ETECSA que cortará su línea telefónica y el acceso a Internet, para dejarla incomunicada. También fue interrumpida la línea de la mamá de la reportera.

El régimen, sin límite en materia de violación de derechos humanos -aunque cuente con una silla en el Consejo de DDHH de las Naciones Unidas-, ha instalado cámaras de vigilancia policial las 24 horas en el barrio de Cojímar en La Habana, donde reside la periodista y activista.

En un video publicado por la opositora, se observa cómo dos hombres se suben en un poste de luz para poner el artefacto. "No se pierdan esto, gracias a mí no van a robar más en mi calle, dicen los vecinos que podrán dormir con las puertas abiertas", comentó Hernández.

Anteriormente, la reportera había contado que colocaron otra cámara en casa del presidente del CDR (Comités de Defensa de la Revolución) también con el mismo objetivo.

Iliana Hernández tuvo que presenciar además, uno de los mítines de repudio y odio, orquestado por agentes castristas. Frente a su casa colocaron un grupo de personas balbuceando arengas revolucionarias y atacándola.

 

Ante el penoso suceso, Carolina de la Torre Molina, madre de Johana Tablada de la Torre, la Subdirectora del departamento para Estados Unidos del Ministerio de Relaciones Exteriores (Minrex) criticó fuertemente el acto de repudio contra la reportera independiente.

En su Facebook, la señora compartió lamentables imágenes del ataque que recibió la opositora en su vivienda. De la Torre Molina no pudo quedarse callada ante semejante barbaridad y escribió: "Yo no sabía ni quién era Iliana Hernández.  Pero sí sé que nunca se ha resuelto nada que no sea descrédito, grosería y odio con los actos de repudio".

Luego, lanzó varias preguntas al público: "¿Es verdad esto que he visto? ¿Las feministas más activas están tranquilas con este método? Qué desilusión".

Ante la turba castrista que intentó intimidarla con un pogromo frente a su casa, Iliana Hernández respondió con una sonrisa y haciéndolos quedar en ridículo.

Varios cubanos lo han notado al ver el video, como Lauren Díez Piñeiro, quien dijo en redes sociales: “¡se merendó solita a toda la jauría!”. En efecto, algunas fotos del suceso muestran a Hernández toda sonriente, ripostando siempre, y sin perder jamás el aplomo.