Perros terapia llegan a Surfside cuando la cifra de muertos aumenta a 60

Los perros de terapia llegaron al sur de Florida para ayudar a los rescatistas con la salud mental después del terrible derrumbe en Surfside
Perros de consuelo llegan a Surfside
 

Reproduce este artículo

Nueve perros de consuelo de diferentes estados fueron traídos al sur de Florida para ayudar en la salud mental de los rescatistas que han estado buscando los cuerpos de los desaparecidos luego del derrumbe del edificio, en Surfside.

La alcaldesa del condado de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, informó durante la rueda de prensa que este jueves se encontraron seis nuevos cuerpos, por lo que la cifra de muertos asciende a 60 tras dos semanas de la tragedia en esta ciudad.

Los miembros del equipo de rescate hicieron otro minuto de silencio a la 1:20 a.m. del jueves para dar paso a la fase de recuperación de cuerpos, después de poner fin a la búsqueda de sobrevivientes.

Las personas “potencialmente desaparecidas” o no encontradas es de 80, mientras que se ha logrado identificar a 35 de los 60 fallecidos.

Tras terminar la fase de búsqueda de sobrevivientes, las autoridades habían logrado rescatar el cuerpo de 54 personas después de que 18 víctimas fueran sacadas de los escombros este miércoles, lo que lo convirtió en la mayor cantidad encontrada en un período de 12 o 24 horas.

Las autoridades concluyeron que la fuerza del colapso en las paredes y pisos del Champlain Towers South mostraba que “no había posibilidad de vida”, mientras el equipo de rescate realiza las últimas investigaciones profundas en la pila de escombros.

Un numeroso grupo de personas ha sido afectado por la terrible tragedia, incluyendo al equipo de rescate, por lo que los perros de consuelo fueron enviados a Surfside en apoyo a los socorristas.

Estos Golden Retrievers son similares a los perros de terapia del Cuerpo de Bomberos de Miami-Dade, que ayudan a las personas a sobrellevar el gran peso emocional ante una situación crítica.

“Estos perros están aquí para ti”, comentó Bonnie Fear del Ministerio de Perros de Consuelo K-9 de Lutheran Church Charities. “Muchas veces se acercan, caen de rodillas, empiezan a llorar o sonríen. Intentamos no decir nada, dejamos que el perro sea el puente para que esas personas sufran la pérdida, sea lo que sea que sientan”.

Los perros de consuelo se encuentran en la Iglesia Luterana de la Santa Cruz en North Miami, mientras esperan a ser llamados al lugar en Surfside.