Florida roza otra vez el récord de casos diarios de COVID-19
El récord de casos diarios de la Florida está en los 11 458 nuevos del pasado sábado y en cuanto a los decesos, el día que ha habido más fue este jueves, cuando llegaron a 120.
Fila de carros espera por el test del coronavirus

Florida, que este viernes recibió la visita del presidente Donald Trump, anotó en las últimas 24 horas 11 433 nuevos casos y 93 muertes por la COVID-19, que elevan los totales acumulados desde el 1 de marzo pasado a 244 151 y 4102, respectivamente.

El récord de casos diarios está en los 11 458 nuevos del pasado sábado y en cuanto a los decesos, el día que ha habido más fue este jueves, cuando llegaron a 120.

Lejos de haber aplanado la curva, el "estado del sol" ha visto crecer el ritmo de la propagación de la COVID-19 desde mediados de junio, en coincidencia con la entrada en la fase dos del plan de reapertura económica del gobernador Ron DeSantis.

Ahora es el cuarto estado en número de casos, mientras que en los meses de abril y mayo estaba en el puesto octavo o noveno.

Los casos van en ascenso y las hospitalizaciones y el índice de positivos en las pruebas, también.

El condado de Miami-Dade, el epicentro de la enfermedad en Florida, registró 2380 nuevos casos y 26 muertes en las últimas 24 horas. Desde el 1 de marzo se han contagiado 58 341 personas y han muerto 1118 en Miami-Dade.

En total se han hecho pruebas de la COVID-19 a 2 423 992 personas en Florida y el 10,1% han dado positivo, porcentaje que sube al 12,7% si se cuentan solo las pruebas del jueves, cuyos resultados se conocieron hoy.

El nivel de casos positivos en un solo día fue superior al 18% registrado en las pruebas del miércoles, así que la buena noticia es una bajada de unos seis puntos.

El nivel de ocupación de las camas hospitalarias en todo el estado era hoy de un 80,14 % y el de plazas en las Unidades de Cuidados Intensivos del 84,72 %, aunque hay diferencias notables según los condados.

En Miami-Dade, el 87,28% de las plazas en las Unidades de Cuidados Intensivos está ocupado, así como casi el 80% de las camas hospitalarias en general.

El Departamento de Salud de Florida anunció este jueves la asignación de 138 millones de dólares en fondos federales para contratar epidemiólogos, enfermeras y rastreadores de contactos de contagiados de la COVID-19 para hacer frente localmente al repunte.

Trump visitó hoy Miami-Dade, donde es obligatorio el uso de mascarillas en espacios públicos, para reunirse con las comunidades venezolana y cubana en una iglesia y analizar la lucha antidrogas en el Comando Sur de las Fuerzas Armadas de EE. UU.

En un estado con señales de alarma en varios frentes las declaraciones del respetado director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE. UU., Anthony Fauci, siempre resuenan.

Este jueves afirmó el jueves que Florida es uno de los estados que fue "demasiado rápido" en reabrir su economía. Según sus palabras, "se saltó un par de puestos de control".

En Miami-Dade, además de la pausa, se han tomado medidas que suponen un retroceso en la reapertura, como una orden que desde ayer prohíbe a los restaurantes servir comida en el interior de los locales y solo autoriza la atención en mesas al aire libre.

La medida ha sido muy criticada y para hoy está prevista una manifestación de propietarios y trabajadores de restaurantes que consideran que la ordenanza es discriminatoria.