Madre de menor detenido en Cuba convoca a ayuno por los presos políticos

Bárbara Farrat, madre de Jonathan Torres, uno de los menores encarcelados tras el 11J, convoca a un ayuno de 24 horas para este lunes por la libertad de los presos políticos
Bárbara Farrat y su hijo Jonathan Torres. Foto: Facebook @barbara.farratguillen
 

Reproduce este artículo

Bárbara Farrat Guillén, madre de Jonathan Torres Farrat, uno de los menores de 18 años encarcelados por el régimen cubano tras las protestas populares del 11 de julio, convocó este domingo a un ayuno de 24 horas en solidaridad con los presos políticos.

“Invito a todas las familias que al igual que yo tienen a sus hijos presos: yo Bárbara Farrat Guillén, madre del menor Jonathan Torres Farrat, mañana 22 de noviembre hago un ayuno de 24 horas por nuestros hijos (libertad para nuestros presos)”, escribió Farrat Guillén en su perfil de Facebook, desde donde ha denunciado el caso de su hijo.

Torres Farrat se encuentra preso desde el 13 de agosto, luego de participar en las manifestaciones populares del 11 de julio en La Habana. Ese día fue detenido por oficiales de la Policía Técnica de Investigación (PTI) con el argumento de que aparecía en un video lanzando una piedra a policías.

Actualmente enfrenta cargos por los presuntos delitos de desacato, desorden público y atentado. 

Su madre ha denunciado que el menor, que padece asma e hipertensión, y tiene una hipertrofia en el lado izquierdo del corazón, no está recibiendo buena atención médica en prisión.

El régimen tampoco le permitió inscribir a su hijo, nacido al poco tiempo de ser recluido. “Lo conoció en prisión y las autoridades no le permitieron salir de pase para la inscripción”, expuso el sábado en Facebook el activista Manuel de la Cruz. 

“Cumplirá 18 años cuando el mayor estallido en Cuba cumpla su primer aniversario. ¿Qué pasará con él? ¿Podrá continuar sus estudios de soldadura? Bárbara Farrat no se va a cansar de denunciar ni nosotros tampoco. Es un menor. Es hipertenso y tiene otras complicaciones de salud (...) Jonathan me importa, pude ser yo, pudo ser mi hermano”, añadió sobre el caso del joven.

Tras la reciente liberación de Reniel Rodríguez, menor de 15 años que estuvo en detención en una Escuela de Formación Integral del Ministerio del Interior por salir vestido de blanco el 15 de noviembre y transmitirlo en vivo, son 14 los menores de edad que continúan detenidos a raíz de la oleada represiva desplegada por el régimen tras las protestas del 11 de julio, entre ellos Torres Farrat.

Desde esa fecha e incluyendo los registros del 15 de noviembre, agrupaciones defensoras de los derechos humanos de la sociedad civil cubana como Cubalex y Justicia 11J han documentado la detención de 45 menores de 18 años, de los cuales 29 han sido excarcelados, aunque nueve están en espera de juicio con medidas cautelares de libertad bajo fianza o reclusión domiciliaria.

El grupo colaborativo Justicia 11J, integrado por activistas y dedicado a seguir la situación legal de los detenidos y reprimidos por el régimen a raíz de las protestas del 11 de julio y las manifestaciones cívicas convocadas para el pasado 15 de noviembre, acusa que con estas actuaciones el Estado cubano viola la Convención de los Derechos del Niño y otros tratados y cartas internacionales de las que es signatario.

El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) expresó el viernes su preocupación por las detenciones de niñas y niños en Cuba a raíz de las manifestaciones populares e instó al régimen de la isla a proporcionar información al respecto.

“Unicef está preocupado por los presuntos casos de detenciones de niños y niñas reportados en Cuba. Hacemos un llamado a las autoridades cubanas para que proporcionen información adicional verificada sobre niños y niñas presuntamente en esta situación”, escribió la agencia en sus canales de redes sociales.

“En todo el mundo, poner fin a la detención de niños y niñas es fundamental, incluso mediante reformas legales para elevar la edad de responsabilidad penal”, agregó.