Profesionales de la salud denuncian uso represivo de la medicina en regímenes totalitarios

Un panel internacional de profesionales de la salud denunció el uso represivo que dan a la medicina los regímenes totalitarios, como el que impera en Cuba, Venezuela, Nicaragua y Siria
 

Reproduce este artículo

Un panel internacional de profesionales de la salud denunció este miércoles 2 de junio el uso represivo que dan a la medicina los regímenes totalitarios, como el que impera en Cuba, Venezuela, Nicaragua y Siria.

En la sede de la Brigada 2506, en Miami, Florida, el Frente Hemisférico por la Libertad realizó una conferencia de prensa, mediante la cual un panel internacional de médicos advirtió sobre el “creciente uso” de los saberes destinados a mejorar salud de las personas, con fines completamente contrarios, como el castigo por motivos políticos.

Además, expresaron sus intenciones de elevar esta denuncia ante las organizaciones médicas internacionales. La iniciativa fue motivada por la utilización de instalaciones hospitalarias para “el secuestro y manipulación médica de opositores” en Cuba, como en el caso reciente del artista disidente Luis Manuel Otero Alcántara, coordinador principal del Movimiento San Isidro (MSI).

Los médicos exiliados cubanos señalaron que la dictadura de la isla aprendió de la KGB, la agencia de inteligencia de la Unión Soviética, esa práctica antiética, que todavía aplica contra los disidentes.

También señalaron el “uso de las vacunas contra el COVID-19 como presión política de la diplomacia de China Comunista”, y recurrir a saberes de medicina para torturar a los opositores.

Estuvieron invitados al panel el Dr. Manuel Alzugaray (Miami Medical Team), exiliado cubano en Estados Unidos; el Dr.  Rafael Carcamo, representante de la comunidad nicaragüense en California; el Dr. Ramón Domínguez, Presidente de los Municipios de Cuba en el Exilio; el médico de origen sirio Maher Nana, defensor de la libertad y los derechos humanos; y los doctores Vicente Lago y Alfredo Melgar, profesionales de la salud cubanoamericanos, y también defensores de los derechos humanos.

Los médicos y activistas pro democracia presentes, concordaron en que los mencionados gobiernos autoritarios, con la complicidad de doctores sin escrúpulos ni respeto por los códigos éticos de la profesión, utilizan fármacos de psiquiatría para doblegar a los opositores. También, dejan que las enfermedades de disidentes progresen sin tratamiento, mencionaron en la conferencia, reportó Telemundo 51.

Por ejemplo, al opositor cubano Jorge Luis García, conocido como “Antúnez”, le dijeron en la isla que moriría en prisión de tres cardiopatías que no tenía.

“Nos suministraban un medicamento, que nunca supimos cuál era, que nos llevaba a un estado de sopor, enlentecimiento como motor y mental, sobre todo de palabra y nos llevaba a un estado altamente depresivo”, dijo Antúnez, según Telemundo 51.

El Frente Hemisférico por la Libertad, que convocó a la conferencia, es una alianza regional concebida “para luchar contra el totalitarismo en América Latina”. La integran más de 30 representantes de partidos políticos y de organizaciones no gubernamentales, congresistas, ex diplomáticos y académicos de varios países del continente.