Movimiento 27N emite declaración y crea petición de renuncia del ministro de Cultura

Miembros del 27N emitieron una declaración conjunta para condenar la violencia ejercida por funcionarios públicos el 27 de enero y demandar la renuncia de Alpidio Alonso bajo argumentos contenidos en las propias leyes del régimen
27N crea petición de renuncia de Alpidio
 

Reproduce este artículo

Artistas, escritores, periodistas y miembros de la sociedad civil integrantes del Movimiento 27N emitieron una declaración conjunta este sábado 30 de enero para exigir la renuncia del ministro de Cultura del régimen cubano, Alpidio Alonso, por los hechos de violencia ocurridos el pasado 27 de enero frente a la sede del Ministerio por él dirigido.

“Dada la gravedad de los hechos ocurridos el pasado 27 de enero a las puertas del Ministerio de Cultura (Mincult), exigimos la renuncia inmediata del ministro de Cultura, Alpidio Alonso Grau. Como ciudadanos de la República de Cuba creemos en la reivindicación pacífica de nuestros derechos y condenamos enfáticamente toda manifestación de violencia, en particular, cualquier manifestación de violencia gubernamental impulsada desde las instituciones y ejercida por funcionarios públicos”, inicia la declaración del Movimiento.

“En nombre de los valores y principios que siempre ha defendido la nación, y de los derechos que recoge la Constitución de la República, no aceptamos que se continúe naturalizando el uso de la violencia institucional en nuestro país”, agrega.

Para los firmantes de la declaración, que fue replicada en la plataforma Change.org a modo de petición ciudadana, “los funcionarios públicos deben actuar desde el civismo, la transparencia y el respeto a la dignidad humana”.

No puede ser servidor público quien se ufane del uso de la violencia para limitar impunemente derechos ciudadanos".

“El ministro debe asumir en primera persona la responsabilidad sobre la violencia ejercida el 27 de enero a las puertas del Mincult, de lo contrario el estado y el gobierno cubano liderado por Miguel Mario Díaz-Canel Bermúdez y Manuel Marrero Cruz serían cómplices de un acto de violencia institucionalizada y de una ilegalidad”.

“Ello implicaría una falta de credibilidad y legitimidad para su gobierno ante la ciudadanía y la opinión internacional”, sostiene el 27N, cuya petición, defiende, se acoge al Artículo 61 de la Constitución cubana, que reconoce que los ciudadanos pueden dirigir peticiones a las instituciones y autoridades.

Asimismo, la iniciativa invoca el Artículo 8 de la Ley de Revocación de Mandatos, según el cual “se establece que los elegidos a los órganos del Poder Popular pueden ser revocados si incurren en hechos que los hagan desmerecer de buen concepto público o manifiestan una conducta incompatible con el honor de ser representante del pueblo en un órgano del Poder Popular”.

Por todo ello, concluye la declaración, “solicitamos al Consejo de Estado que impulse un proceso de revocación del mandato de Alpidio Alonso Grau, ministro de Cultura y diputado de la Asamblea Nacional del Poder Popular”.

“Queremos un país donde se respete la dignidad plena del hombre y donde todos los cubanos podamos vivir en paz”, sentencian los firmantes, cuya petición ha reunido hasta el momento en la mencionada plataforma más de 7 500 firmas de apoyo.