Cucarachas muertas y hamburguesas en el piso en una tienda de Holguín
Una activista cubana logró captar en video un sucio panorama que muestra cucarachas muertas junto a cajas de alimentos en el suelo, en una tienda de Holguín
Cucarachas muertas y hamburguesas en el piso en una tienda de Holguín. /Foto: Captura de Video
 

Reproduce este artículo

Las cadenas de Tiendas Recaudadoras de Divisas (TRD) son propiedad del gobierno comunista y como tal, no escapan a la decadencia del régimen.

A la escasez y la mala calidad de los productos— que en muchos casos se ponen a la venta a pesar de haber rebasado la fecha de vencimiento—, hay que sumarle los malos tratos por parte de los trabajadores y la falta de higiene que presentan estos establecimientos.

El pasado lunes 30 de septiembre, la activista cubana María Ayala publicó en su perfil de Facebook un video donde se aprecian varias cajas y paquetes de hamburguesas desparramados por el piso en la zona de los productos cárnicos de la tienda Luz de Yara, en la ciudad de Holguín.

 

 

Y como si esto no fuera suficiente, en el video se ven cucarachas muertas junto a las cajas y paquetes de hamburguesas.

En su publicación, Ayala escribió que, “varias veces vi como una señora le decía a uno de los trabajadores de la tienda que por favor recogieran esas hamburguesas del suelo donde también habían cucarachas y poco le importó”.



En conversación con ADN CUBA, Ayala explicó que el video lo realizó el sábado último alrededor de las 10 de la mañana, mientras se disponía a comprar una cocina eléctrica.

Cuando yo llegué ya los paquetes estaban el suelo. El hombre estaba transportando las cajas de hamburguesas y esas las dejó ahí en el suelo, y entonces varias clientas, una señora y varias mujeres, fueron y le dijeron, ‘oye mira, quita eso de ahí porque hay cucarachas en el suelo, eso es comida, eso está en el suelo, eso no puede estar ahí’”, pero el empleado de la tienda no hizo ningún esfuerzo por recogerlas.

Di como tres vueltas y las hamburguesas seguían ahí mismo y la señoras seguían reclamándole al hombre pero él era como si fuera sordo, y ningún dependiente que estaban allí se preocupaba por las hamburguesas en el suelo”.

 

 

Algo lamentable es que las señoras solo reclamaron por las hamburguesas en el piso y no por las presencia de cucarachas en la unidad comercial, como si no fuera algo importante, o como si ya estuvieran acostumbradas, sobre todo porque en los últimos meses han trascendido noticias sobre la presencia de cucarachas en tiendas a lo largo de la geografía nacional, o incluso de roedores muertos en los estantes.

Las autoridades sanitarias del Estado cubano fumigan con regularidad estos establecimientos, pero la política al respecto no siempre se cumple al pie de la letra, o no parece funcionar muchas veces, por falta de recursos o por alguna media administrativa de último momento, dando como resultado la proliferación de estos vectores y otros, todos transmisores de enfermedades que afectan a los seres humanos.