Régimen reconoce que el arroz y la carne de cerdo seguirán perdidos en Cuba

Régimen reconoce que la escasez de arroz y carne de cerdo es debido a la profunda crisis económica por la que atraviesa el país
Régimen reconoce que el arroz y la carne de cerdo seguirán perdidos debido a la crisis económica por la que atraviesa el país
 

Reproduce este artículo

Como es sabido, la carne de cerdo y el arroz son de los productos que escasean en Cuba. La noticia respecto a esto, es que ayer martes 23 de junio, en comparecencia en el espacio radiotelevisivo Mesa Redonda, autoridades de la isla reconocieron este problema.

El ministro de la Agricultura, Gustavo Rodríguez Rollero, expuso las dificultades con la producción de arroz, reglón que había comprometido la entrega de 190 000 toneladas este año al balance nacional.

"Se incumplió la campaña de siembra de la época de frío en 22 000 hectáreas por falta de combustibles, fertilizantes y plaguicidas", precisó.

Agregó que debido a esto se decidió volver sobre lo pactado en la campaña de primavera, en la cual se deben cultivar 95 000. "Con todas las limitaciones de insumos, se están sembrando en estos momentos unas 80 000".

El titular de agricultura explicó que para intentar de cumplir con el compromiso, se dialogó con los cerca de 20 000 productores de arroz, "a quienes se les han ido creando condiciones desde el punto de vista de entrega de tierras, equipamientos y semillas".

"De las 80 000 toneladas comprometidas en el reajuste del plan, esos productores se comprometieron a entregar 104 000 toneladas para entregar al balance, 24 000 más que lo propuesto".

Rodríguez Rollero reconoció que a pesar de contar con las semillas, el combustible, los aviones, la tierra y el agua, "hay limitaciones en los fertilizantes y plaguicidas".

Respecto a la carne de cerdo, uno de los renglones con más demanda por parte de la población, el funcionario comentó que desde noviembre se enfrentan problemas con los aseguramientos de alimentos para la ceba, razón por lo cual se ha protegido la masa básica (reproductoras genética y comerciales, así como precebas).

"Les debemos a los productores porcinos casi 90 000 toneladas de alimentos, pero les pedimos que todos los recursos que hay en las fincas, se pongan a disposición de la ceba porcina".

Como parte de las medidas para hacer frente a la escasez de alimento animal, Rollero explicó que se han adoptado decisiones como la entrega de tierras a los porcicultores para la siembra de alimentos. "Nos han pedido 116 000 hectáreas con este fin, así como apoyo de insumos y semillas".

"El país no está en condiciones de mantener un contrato donde el 70% de la comida sea a base de productos importados, y un 30% de producción nacional; en los próximos años tenemos que revertir esta matriz, de manera gradual".

Sin aclarar cómo será la oferta a la población o si habrá, agregó que este año se mantendrá la entrega mensual a la industria de unas 6 000 toneladas de carne, cifra que representa sólo un tercio de lo que se necesita para mantener una presencia estable de este surtido: 17 000 toneladas en total.