Opositores advierten: El ingreso de Cuba al Consejo de Derechos Humanos sería la peor noticia

Miembros de la sociedad civil cubana expresaron su total rechazo al ingreso de Cuba al Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, lo que podría ocurrir este martes pocos días después de la represión desatada en la isla el 10 de octubre
 Opositores advierten: El ingreso de Cuba al Consejo de Derechos Humanos sería la peor noticia
 

Reproduce este artículo

Miembros de la sociedad civil cubana expresaron su total rechazo al ingreso de Cuba al Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, lo que podría ocurrir este martes pocos días después de la represión desatada en la isla el 10 de octubre, aniversario del inicio de la lucha por la independencia.

El activista e historiador Manuel Cuesta Morúa considera que una de las peores noticias que se puede recibir es "que el país que viola día tras día todos los derechos del ciudadano" pueda ser distinguido con un asiento en ese organismo.

Advirtió que no es solo por la violación de los derechos a la libre expresión y asociación. Para el opositor, "en el plano económico, la dolarización del consumo de la población también es una violación".

El hecho más reciente de violaciones, dijo Cuesta Morúa, fue este 10 de octubre cuando las autoridades protagonizaron una jornada de violencia y arbitrariedades contra artistas del movimiento de arte independiente San Isidro, en La Habana.

"Cuba no debe integrar el Consejo porque viola constantemente diferentes derechos y yo misma he sido víctima", dijo la curadora y activista Claudia Genlui, quien forma parte del Movimiento San Isidro.

Denunció además "los encarcelamientos arbitrarios de amigos y colegas".

De forma similar se manifestó el preso político y líder del grupo opositor UNPACU, José Daniel Ferrer. El advirtió que si el gobierno de Cuba está dentro del Consejo de Derechos Humanos "se incrementarán las violaciones en la isla porque se va sentir con mayor impunidad".

A su juicio, la solución mas eficaz es que "tales regímenes no formen parte de ese Consejo".

En las redes sociales, Cuesta Morúa ha publicado varios posts con diferentes opiniones sobre este tema.

"El Consejo de DDHH debe ser un lugar para la voz de las víctimas", enfatizó la activista Zurelys Pérez.

 

"Aquí se violan los derechos de asociación, de reuniones, el derecho a la libertad de expresión", entre otros, señaló la activista Acelia Carvajal.

 

María Elena Mir Marrero, sindicalista independiente, hizo alusión a la constante violación de los derechos de los trabajadores en el país.

 

María Mercedes Rodríguez recordó que en la isla no se respetan los derechos humanos y tampoco los derechos constitucionales.

 

Yamilka Abascal, expresa política, insistió en que un país donde a diario maltraten y repriman a sus ciudadanos y no respete a las mujeres no debe tener lugar en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

 

Organizaciones civilistas como Amnistía Internacional, Human Rights Watch, UN Watch y Human Rights Foundation han advertido que hay varias dictaduras que podrían ingresar este martes al Consejo de Derechos Humanos aunque no cumplen con normas de democracia y transparencia.

El subsecretario de Estado de Estados Unidos para Asuntos del Hemisferio Occidental, Michael Kozak, dijo que permitir el ingreso de Cuba sería como dejar al zorro en el gallinero.

 

*Este texto fue publicado originalmente en Radio Televisión Martí