Multan a maestra de círculo infantil por un niño que se bajó el nasobuco

Una maestra cubana de preescolar en un círculo infantil habría sido multada por no evitar que un niño se bajase el cubrebocas
Círculo infantil en Cuba
 

Reproduce este artículo

Una maestra cubana de preescolar en un círculo infantil habría sido multada con 100 pesos cubanos (unos cuatro dólares) por no evitar, pese a que le era imposible hacerlo, que uno de sus pupilos se bajase el cubrebocas.

El hecho fue denunciado vía redes sociales por una usuaria identificada como Liannys Gamboa, según la cual la sanción representa un acto de injusticia que muestra la “insensibilidad” de la inspectora que la impuso.

“La multa fue puesta porque unas inspectoras entraron en el aula en el mismo momento en el que la maestra estaba de espalda poniendo el televisor a los niños y uno de estos le decía a la maestra con el nasobuco (cubreboca) bajado del rostro, pero sin tenerlo cubierto totalmente: maestra yo te quiero mucho”, escribió Gamboa en Facebook.

De acuerdo con los detalles por ella expuestos, cuando la maestra se vira la inspectora le dice que el niño estaba sin el nasobuco puesto. “La maestra le explica que estaba de espaldas y no sabía que el niño se había bajado el nasobuco, pero aun así le pusieron la multa”.

“Hasta le dijeron las muy insensibles inspectoras que le pondrían 100 nada más de multa como si hubiera sido multada en una bodega, porque si le ponían que era en una escuela o círculo era mucho más el monto”, agregó Gamboa en su denuncia, la cual acompañó con una foto de la multa de marras.

Hasta cuándo más hay que soportar que una maestra o maestro, que viven de un mísero salario y día a día, a pesar de sus problemas familiares y los cotidianos que se están viviendo en este país, se tienen que enfrentar a un aula y poner todo su esfuerzo para educar a estos pequeños niños que sabemos muy bien que es una edad muy complicada para obedecer, cuestionó la denunciante.

“No basta sólo con saber que fue multada injustamente, a las inspectoras se les vio más tarde afuera de una casa donde venden artículos de ropa, hablando sin nasobucos puestos. Entonces, díganme señores, hasta cuándo es el descaro en este país y el abuso del poder sobre los ciudadanos”, concluyó.

Como parte de su estrategia para limitar la propagación del COVID-19, el régimen cubano impone multas a diestra y siniestra para, según su versión, concientizar y disciplinar a la sociedad respecto a la importancia de las medidas preventivas, como el uso del cubrebocas.

Otros aducen que además de ese propósito las autoridades buscan recaudar dinero por cualquier vía posible, con vistas a oxigenar sus maltrechas arcas y poder asumir, incluso, sus gastos y operaciones corrientes.