Organizaciones piden liberación de periodista Mary Karla Ares

Voces del Sur y Artículo 19, proyectos que defienden la libertad de expresión y los derechos humanos, aseguraron que Ares debe ser liberada sin cargos y que el Estado cubano debería poner fin al clima de represión imperante en la isla.
 

Reproduce este artículo

Organizaciones internacionales exigieron este 27 de mayo la liberación de la periodista independiente Mary Karla Ares, detenida desde el 30 de abril por manifestarse pacíficamente en La Habana.

Voces del Sur y Artículo 19, proyectos que defienden la libertad de expresión y los derechos humanos, aseguraron que Ares debe ser liberada sin cargos y que el Estado cubano debería poner fin al clima de represión imperante en la isla.

Ares fue trasladada la víspera a la prisión de mujeres en el Guatao, en el municipio La Lisa, de La Habana.

Hasta ahora, la reportera se encontraba recluida en la unidad policial de la calle 7ma y 62, en el municipio capitalino de Playa. Allí la instruyeron penalmente durante 25 días por los delitos de “desorden público” y “resistencia”.

El Instituto Cubano por la Libertad de Expresión y Prensa (Iclep), al que pertenece Ares, recordó que la joven fue arrestada hace casi un mes “por reportar en directo la agresión policial que sufrieron los manifestantes pacíficos que querían ver al líder del Movimiento San Isidro (MSI), Luis Manuel Otero Alcántara, quien se encontraba en huelga de hambre y sed en su casa”.

Por ese entonces el coordinador del Movimiento San Isidro estaba en huelga de hambre y sed en su domicilio, y la policía impedía el acceso a su casa.

Mary Karla Ares pudo ver a sus padres este martes 25 de mayo, luego de ser presionada psicológicamente durante días por el régimen cubano.

Ares fue detenida en la protesta de Obispo junto al reportero de ADN Cuba Esteban Rodríguez y los activistas Yuisán Cancio Vera, Inti Soto Romero, Luis Ángel Cuba Alfonso y Thais Mailén Franco.

El caso de Ares ha motivado la solidaridad de varias organizaciones internacionales, que condenan la arbitrariedad del arresto y procesamiento penal, al tiempo que exigen su liberación y la del resto de los detenidos.