Con el COVID como pretexto, régimen aísla a más integrantes del MSI

El régimen cubano sigue usando la pandemia de COVID-19 como pretexto para mantener aislados y fragmentados a los miembros del Movimiento San Isidro. Este sábado detuvo por una hora a los voceros del grupo y les advirtió que tenían que aislarse
Michel Matos, uno de los detenidos y forzados a confinarse
 

Reproduce este artículo

El régimen cubano sigue usando la pandemia de COVID-19 como pretexto para mantener aislados y fragmentados a los miembros del Movimiento San Isidro (MSI). Este sábado 28 de noviembre en la noche detuvo por cerca de una hora a varios de ellos que visitaron al rapero Maykel “Osorbo” y, luego de liberarlos, les advirtió que debían aislarse por al menos tres días.

Fuimos detenidos en las afueras de la casa de Maykel Castillo, que está en huelga de hambre, convaleciente, débil y se siente bastante mal. Un dispositivo de la Seguridad del Estado y la policía nos detuvo y dijo que violamos un protocolo sanitario porque Maykel es ahora también sospechoso de COVID-19, explicó Michel Matos, vocero del MSI, en un mensaje que envió a los medios.

Según detalló, primero los iban a trasladar una unidad y después a un lugar médico para hacerles pruebas de urgencias de COVID-19. Les dijimos que habíamos tenido unas conversaciones con el gobierno y que estaban arreciendo la represión, lo cual podía dar al traste con lo pactado y complicar más la situación, agregó Matos.

Ante ello, luego de hablar con sus jefes, los represores les dejaron libres, pero con la advertencia de que tenían que aislarse porque estaban ahora en un estado de “inmovilidad social”.

Nos dijeron que si incumplimos seremos procesados por violar protocolos sanitarios, comentó Matos, que denunció la evidente práctica del régimen de utilizar la contingencia sanitaria con fines políticos y para fragmentar e incomunicar al MSI y todo el grupo gestado en el plantón frente al Mincult del pasado viernes.

El aislamiento forzoso impuesto a Matos, Amaury Pacheco, Iris Ruiz, Katherine Bisquet y Yasser Castellanos impidió que estos asistieran a la rueda de prensa del grupo de los 30 activistas y artistas que se reunieron ese día con funcionarios culturales para la apertura de un canal de diálogo que conduzca al fin de la represión en Cuba.

Asimismo, se suma a las retenciones domiciliar y forzosa de las que han sido objeto otros miembros del MSI y activistas como Anamaely Ramos, Omara Ruiz Urquiola y el propio Maykel Osorbo.