Pelosi habló con el máximo general de EEUU para evitar que Trump ordene “acciones militares o un ataque nuclear”
La líder demócrata indicó en un comunicado que habló con el general Mark Milley "para discutir las precauciones disponibles para evitar que un presidente desbocado inicie hostilidades militares o acceda a los códigos de lanzamiento y ordene un ataque nuclear".
La presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, hace declaraciones sobre el fallecido representante electo republicano Luke Letlow, durante una conferencia de prensa en el Capitolio, en Washington, el miércoles 30 de diciembre de 2020. (ASSOCIATED PRESS)
 

Reproduce este artículo

La presidenta de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, Nancy Pelosi, habló este viernes con el presidente del Estado Mayor Conjunto, Mark Milley, sobre cómo evitar que el presidente saliente Donald Trump “inicie hostilidades militares o tenga acceso a los códigos nucleares y ordene un ataque nuclear”.

En una carta a los miembros demócratas de la Cámara Baja de EE.UU., Pelosi reitera su demanda de destituir al presidente Trump de su cargo y asegura que la coyuntura actual, “con este presidente desbocado, no podría ser más peligrosa”. 

El general Mark Milley, minutos después, sostuvo  que efectivamente se han impuesto medidas en esa línea, según reportó The Associated Press.

Ella y el líder demócrata del Senado, Chuck Schumer, han pedido al vicepresidente Mike Pence y al gabinete que invoquen la Enmienda 25 para obligar a Trump a dimitir. Es un proceso para destituir al presidente e instalar al vicepresidente para que asuma el cargo, reportó 7 News.

“Hoy, siguiendo los actos peligrosos y sediciosos del presidente, los republicanos en el Congreso deben seguir ese ejemplo y pedirle a Trump que abandone su oficina, de inmediato. Si el presidente no deja el cargo de manera inminente y voluntaria, el Congreso procederá con nuestra acción ”, agregó Pelosi.

Trump está programado para salir el 20 de enero cuando el demócrata Joe Biden sea investido. Mientras tanto, los demócratas discutiran el viernes los procedimientos de juicio político contra el presidente, después de que supuestamente alentó a los leales que saquearon el Capitolio.

Si Trump fuera acusado por la Cámara de Representantes y condenado por el Senado, se le podría impedir que se postule nuevamente en 2024 o que vuelva a ocupar la presidencia, convirtiéndolo en el único presidente en ser acusado dos veces.

La Cámara baja ya acusó a Trump en diciembre de 2019 por presionar al presidente ucraniano para que investigara a Biden, pero el Senado lo absolvió en febrero de 2020. Sólo otros dos presidentes en la historia han sido acusados.

La mayoría de los demócratas, y muchos republicanos, culpan directamente a Trump luego de que cientos de manifestantes irrumpieron en el Capitolio y causaran la muerte de cinco personas, entre ellos un oficial de policía del Capitolio, Brian Sicknick

El presidente había instado a sus seguidores a protestar mientras el Congreso contaba los votos electorales que confirmaron la victoria de Biden.

Al menos dos republicanos -el gobernador de Maryland, Larry Hogan, y el legislador Adam Kinzinger- dijeron que Trump debe irse. Además, varios altos cargos del gobierno renunciaron en protesta por la invasión del Capitolio, incluidos dos miembros del gabinete: Elaine Chao, secretaria de Transporte y esposa de McConnell, y Betsy DeVos, secretaría de Educación.

Si bien la Cámara podría votar rápidamente para acusar a Trump, es extremadamente poco probable que el Congreso pueda destituir al presidente en los próximos 13 días. El Senado tendría que recibir los artículos y luego celebrar un juicio y votarlos, incluso si lo hiciera, es poco probable que el Senado republicano vote para condenar. 

Trump usó inicialmente un lenguaje ambiguo para referirse a los hechos- -lo que llevó a que Twitter, Instagram, Facebook y YouTube suspendieran sus redes sociales- y criticó el jueves por la noche el accionar de sus seguidores y dijo que se concentrará ahora en asegurar una transición de poder ordenada.