Brian A. Nichols asume como jefe de diplomacia estadounidense hacia Iberoamérica

Nichols es un respetado diplomático de carrera y un experto en asuntos vinculados al narcotráfico
Brian A. Nichols
 

Reproduce este artículo

Tras meses de espera por su confirmación en el Senado, Brian A. Nichols asumió formalmente esta semana el cargo de subsecretario de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, con lo cual reemplaza al frente de la oficina a Ricardo Zúñiga, principal asesor del expresidente Barack Obama para América Latina en el Consejo de Seguridad Nacional y uno de los que lideró la política del deshielo entre Estados Unidos y Cuba en 2014.

Fue el propio Nichols quien el pasado viernes confirmó su nombramiento formal en el cargo. “Es un honor para mí servir como subsecretario para Asuntos del Hemisferio Occidental. Espero trabajar con los países aliados para perseguir los valores que nuestra nación aprecia como la democracia, el estado de derecho y la dignidad innata de cada individuo. Las Américas siguen siendo fundamental para el bienestar, la prosperidad y el futuro de Estados Unidos”, escribió el funcionario en su perfil de Twitter.

Nichols es un respetado diplomático de carrera y un experto en asuntos vinculados al narcotráfico. Fue embajador de Estados Unidos en Perú de 2014 a 2017, número dos de la representación diplomática en Colombia y funcionario en las representaciones de México, El Salvador e Indonesia. Hasta su nominación para el actual cargo por el presidente Joe Biden se desempeñaba como embajador en Zimbabue desde julio de 2018.

La Casa Blanca propuso a Nichols para la importante oficina del Departamento de Estado el 26 de marzo. El 12 de abril llegó su nominación a la comisión de Exteriores del Senado, que valida los nombramientos diplomáticos antes del voto en el pleno de la Cámara, y el 19 de mayo el funcionario testificó en la comisión durante más de dos horas.

Desde ese entonces la instancia legislativa no había dado el visto bueno al nombramiento, debido a la demora de la administración Biden en formular una política clara hacia Cuba y Venezuela, y a las tensiones internas que esto genera, según reportes de prensa.

Por la demora en la confirmación de Nichols el cargo se mantuvo siendo ocupado de manera interina hasta inicios de agosto por Julie Chung, nominada el 15 de junio como embajadora en Sri Lanka.

El 3 de agosto la diplomática fue sustituida por Zúñiga, el encargado de negociar en secreto con el régimen cubano para que devolviera a Alan Gross tras cinco años preso en la Isla y también para restablecer las relaciones diplomáticas entre Washington y La Habana.