¿Cómo llegar a una Final de Champions y NO hipotecar tu Club en el intento? Manual del Presidente

El Tottenham alcanzó de manera espectacular la Gran Final de la Champions League 2018/19, luego de remontar al Ajax en una semifinal de infarto.

Pero, ¿cómo es posible que el club inglés haya llegado al Wanda Metropolitano sin hacer un solo fichaje en casi año y medio? ¿Cómo llegar a la final de la competición más prestigiosa del mundo a nivel de clubes y no hipotecar la economía del club y sin meter petrodólares en sus arcas?

Aquí están las claves. El manual del presidente.

No hacer fichajes “a lo loco”

Hoy en día hay muy poca paciencia en los mercados de fichajes, los clubes europeos entran en una especie de frenesí comercial y traen muchos jugadores— por cantidades considerables— que después terminan siendo terribles fiascos y malas inversiones.

El Tottenham ha sido la gran excepción. Un análisis profundo de la plantilla determinó que estaba bien cubierta cada una de las posiciones y se decidió evitar fichajes durante los últimos 2 períodos y tratar de crear un grupo unido y bien trabajado colectivamente, que se conocen a la perfección.

Esto se refleja en el entendimiento sobre el terreno de juego y en el desarrollo táctico de las jugadas de equipo.

Renovar a tus estrellas

Si no se iba a fichar se necesitaba "acomodar" a los pesos pesados de la plantilla y hacerles jugadores franquicias del Club. Los Spurs invirtieron centenas de millones de euros en la renovación de casi toda la plantilla regular, comprometiéndoles con la entidad y además como medida de protección y contención para los “halcones” que buscan cazar en White Hart Lane.

Harry Kane (2024), Dele Alli (2024), Davinson Sánchez (2024), Heung Min Son (2023), Harry Winks (2023), Lucas Moura (2023), Hugo Lloris (2022), Kieran Trippier (2022) entre otros son los ejemplos más recientes de renovación de contrato.

Sólo el caso de Christian Eriksen se ha complicado un poco y su contrato finaliza en junio de 2020. Esperemos que termine firmando su extensión.

Resistirse a vender

No es sencillo resistirse a la entrada de dinero fresco a la economía de un Club que no es de los más grandes de Europa. La mayoría de los equipos de la estatura del Tottenham viven de vender a sus estrellas a los millonarios pretendientes que las pagan muy bien.

Daniel Levy, presidente del Club, es conocido por su dura posición a la hora de negociar por sus jugadores y además ha soportado la presión de vender por muchos millones de euros a las principales joyas del equipo. Eso ha permitido que el Tottenham tenga la misma base de jugadores desde hace 2 o 3 años atrás.

 

Oportunidad para la cantera

La cantera ha sido factor fundamental para el desarrollo del club inglés. Se ha invertido y apostado por los jugadores de la casa y muestra de ellos Dele Alli, Harry Kane, Harry Winks, Oliver Skipp, Kyle Walker-Peters, entre otros jóvenes que han sido llamados al primer equipo durante estas temporadas.

Además, también el Tottenham es el Club inglés que más representativos tiene en la Selección Absoluta desde hace más de 3 años porque hay una clara intención de trabajar con nacionales en la plantilla. Eso también ha sido determinante en el buen funcionamiento del equipo.

Confiar en el Manager y crear un proyecto estable.

No se puede hablar de todo lo de antes sin mencionar a su principal artífice. Mauricio Pochettino ha tenido la confianza TOTAL del Levy y sus asesores y ha logrado armar uno de los proyectos más sólidos y rentables de toda Europa.

En un agitado mundo donde se cambia hasta 3 veces de entrenador en una temporada, pareciera que los Spurs están apostando por la continuidad y el trabajo a mediano y largo plazo y por eso no solo han sostenido a Poch en el banquillo, sino que le han convencido de que rechace ofertas importantes en otras latitudes.

Eso, inevitablemente, se refleja en la gran evolución competitiva del Club y en sus resultados (no necesariamente títulos) que han ido obteniendo durante todos estos años.

Construir una Casa Nueva

Se dice que el que se casa, casa quiere, y este proyecto -en crecimiento sostenido- necesitaba un nuevo hogar, un estadio del cual presumir y sentirse orgulloso.

Recién se inauguró el Tottenham Stadium y actualmente es uno de los más modernos y espectaculares escenarios futbolísticos de Europa. Le dicen el "Platillo Volador" de Londres y se convirtió en uno de los estadios con más capacidad de Inglaterra.

Una inversión que pudo hacer frente el Tottenham sin patrocinio externo considerable, gracias al buen manejo económico del Club y el estado sano de sus cuentas corrientes.

En fin, pase lo que pase el próximo 1ro de junio en Madrid, ya el Tottenham Hotspur hizo historia al arribar a su primera final de Liga de Campeones, siendo el equipo más pequeño y de menos caché que arriba a estas instancias en varias décadas. Una hombrada que fue posible gracias a una magnífica gestión en la entidad del norte de Londres.

Ya sabes, si algún día eres el dueño de un Club de fútbol, léete este manual y tendrás posibilidades de llegar a una final continental. Hasta entonces, te espero en la siguiente columna.