Alcalde de Miami Lakes protesta por orden de cierre de restaurantes de Miami-Dade
El alcalde de Miami Lakes desaprueba el nuevo cierre de restaurantes y negocios pequeños ordenado el lunes por Carlos Gimenez, alcalde de Miami-Dade
Manny Cid

El alcalde de Miami Lakes, Manny Cid, protestó contra la orden de cierre de restaurantes en el condado Miami-Dade ante el repunte de casos de COVID-19 de las últimas semanas, emitida el lunes por el alcalde Carlos Gimenez.

Cid dijo no estar de acuerdo con la orden de Gimenez de cerrar nuevamente pequeñas empresas, las cuales, afirmó, “sufren la mayoría de estos cierres”. “Deberíamos centrarnos en la aplicación, la educación y el cumplimiento de las directrices de los CDC. Los restaurantes y otros negocios han gastado mucho dinero en cumplir y operar a un 50 por ciento de capacidad”, agregó.

En un mensaje publicado en sus redes sociales, Cid ponderó que este último cierre “tiene el potencial de destruir muchas pequeñas empresas”. Por ello, instó “encarecidamente” a Gimenez a reconsiderar su última orden.

El lunes, el alcalde de Miami-Dade, el de peor situación epidemiológica en la Florida, canceló la reapertura de restaurantes, gimnasios y otros negocios por temor a que el rebrote de coronavirus en el estado del sol haga colapsar los hospitales, como temen varios expertos.

“Con el porcentaje de casos positivos de la COVID-19 creciendo y un repunte en las hospitalizaciones en el condado de Miami-Dade, sigo revirtiendo las aperturas de negocios”, informó en un tuit  Gimenez.

Su orden da reversa a la reapertura afecta a los restaurantes –con la excepción del servicio de comida para llevar y entrega a domicilio-, gimnasios y otros tipos de pequeños negocios.

La oposición del alcalde de Miami Lakes, poblado del condado dirigido por Gimenez, es compartida por varios residentes y pequeños propietarios, que temen que la zona caiga en un círculo vicioso de reapertura y cierre cuyo fin sea la quiebra de más empresas y el aumento del desempleo, tan nefastos por sí mismos como la propia enfermedad pandémica.

“¡Los propietarios de pequeños negocios no sobrevivirán a otro cierre! ¡Esto es ridículo! Si temes por tu salud quédate en casa. Dejen a las personas trabajar y pelear por su derecho a administrar su propio negocio. Ningún funcionario gubernamental debería privar a los ciudadanos de las libertades otorgadas por la ley. Alcalde Carlos Gimenez, por favor, apoye nuestros negocios locales”, demandó una usuaria de Facebook que comentó la queja del alcalde Cid.

Su postura, contrastante con las de otros que apoyan el cierre, demuestra la polarización existente en torno a la mejor forma de superar la crisis sanitaria, devenida también en crisis económica.

Mientras tanto, los casos de la enfermedad provocada por la cepa de coronavirus SARS- CoV-2 continúan aumentando en la Florida. Este martes las autoridades sanitarias reportaron más de 7 000 nuevos casos y 63 fallecimientos. Mami-Dade rebasó los 50 000 casos, cifra que le mantiene como el epicentro de la epidemia en el estado.