Unión Eléctrica felicita a los cubanos y estos...
La Unión Eléctrica de Cuba felicitó a los cubanos por el año nuevo y los instó a llenar de éxitos la próxima etapa. Su mensaje, como no podía ser de otra forma, provocó respuestas críticas, irónicas y de desagrado por la nueva tarifa eléctrica
Unión Eléctrica felicita a los cubanos
 

Reproduce este artículo

La Unión Eléctrica de Cuba felicitó a los cubanos por el año nuevo y los instó a llenar de éxitos la próxima etapa, quizás en referencia a la que se abre con el inicio de la llamada Tarea Ordenamiento, en la que la nueva tarifa por el servicio eléctrico ha sido protagonista.

“Feliz año nuevo. Que cada uno de ustedes llene de éxitos la próxima etapa del camino”, escribió la empresa en su perfil de la red social Twitter, donde no ha sido correspondida por muchos para los que el deseo resulta incoherente con los nuevos precios que se cobrarán por la electricidad.

“El camino será bien oscuro porque hay que volver al tiempo de las cavernas”, respondió en clave irónica un usuario identificado como Maykel, para quien evidentemente el costo de la luz obligará a los cubanos a limitarse en el uso de sus electrodomésticos y, en general, en el consumo de electricidad.

“Gracias, pero éxitos van a tener ustedes con los nuevos precios”, agregó en sentido similar otro usuario.

Como parte del ordenamiento monetario y cambiario que Cuba inicia este 1 de enero, el régimen anunció un notorio incremento, en más de cuatro veces, de su tarifa para el cobro del servicio eléctrico. 

Este generó molestia, indignación e incertidumbre entre la población, cuyos reclamos motivaron que el gobierno rebajase algo la subida originalmente prevista.

Sin embargo, la tarifa final tras la rebaja, sumada a los incrementos anunciados para los precios de otros servicios, trámites y bienes, prevé la misma o una peor situación financiera para los hogares cubanos, aún y con las cacareadas subidas de salarios.

Si bien en Cuba el salario no ha constituido la principal fuente de ingresos de muchas familias durante años, y para muchos el ordenamiento será más de lo mismo con denominaciones monetarias de más cifras o dígitos, las medidas provocan más incertidumbre de la habitual por la crisis de oferta que atraviesa el país y el discriminatorio proceso de dolarización de la economía emprendido por el régimen, supuestamente de manera temporal.