Cubana intenta cruzar selva del Darién 4 veces para llegar a EEUU

El camino de Danai Valdés hacia los Estados Unidos está interrumpido en la ciudad mexicana de Tapachula, pero ella asegura que llegará porque a Cuba no regresa “ni muerta”
Danai Valdés, migrante cubana
 

Reproduce este artículo

La migrante cubana Danai Valdés intentó cruzar la peligrosa selva del Darién en cuatro ocasiones antes de lograrlo. Su camino hacia los Estados Unidos está interrumpido en la ciudad mexicana de Tapachula, pero ella asegura que llegará porque a Cuba no regresa “ni muerta”.

“Si tuviera que hacerla [la travesía] 20 veces la vuelvo a hacer y la vuelvo a hacer, hasta lograrlo o perder la vida en el Tapón del Darién como otros tantos”, dijo Valdés a Teleantioquia Noticias.

La tupida y calurosa selva de 575 mil hectáreas, ubicada en la frontera entre Panamá y Colombia, fue un obstáculo que se le resistió a la cubana, pero ella continuó intentándolo a pesar de que “la muerte la tomó varias veces de la mano”, según el reporte de la televisora local.

Su hijo Raisés Bustamante dijo que una ocasión vio “a un bebé envuelto en sábanas, que parece que se deshidrató con su madre… Y vi a un señor obeso, muerto”.

Danai Valdés contó que durante el cruce de la selva “uno ve a las personas, sobre todo a las señoras haitianas, que entran con tres niños y salen con uno”.

La familia de dos cubanos lleva más de tres meses de viaje y han cruzado 13 países, buscando el sueño americano. “Ha sido una travesía muy dura en la historia de nosotros, pero cada migrante tiene algo que contar”, dijo Valdés.

Para ella fue una dificultad adicional su sobrepeso (200 kilogramos). Atada a una cuerda y empujada por compañeros de viaje, Valdés logró subir las colinas para dejar atrás la selva del Darién.

“Ahora nos encontramos varados en Tapachulas. Pedimos una ayuda, por favor, para seguir nuestro viaje”, declaró Danai Valdés.

El nuevo reto de la cubana y su hijo es entrar a Ciudad de México, para luego seguir rumbo a los Estados Unidos. Danai explicó que les espera un río donde se han ahogado decenas de migrantes y que por las carreteras no es posible transitar porque está la policía y la deportarían a Cuba, a donde asegura que no regresará “ni muerta”.

 

Migrantes cubanos protestan en Tapachula

Unos 500 migrantes, entre ellos cubanos, marcharon el 15 de septiembre por las calles de Tapachula para exigir a las autoridades paso a EEUU, luego de que en las últimas semanas varias caravanas con ese destino hayan sido desarticuladas.

Al grito de “¡queremos pasar, queremos pasar!”, los extranjeros caminaron unas 20 calles y bloquearon la carretera principal de la zona, asegura el diario local El Comentario.

La ciudad, ubicada en la frontera de México con Guatemala, alberga a miles de migrantes latinoamericanos quienes no pueden continuar su viaje hacia la frontera con EEUU debido a restricciones del gobierno mexicano.

La manifestación también exigió la destitución del representante estatal del Instituto Nacional de Migración en Chiapas, Aristeo Taboada, acusado de realizar operativos y deportaciones.

La región registra en los últimos meses un flujo migratorio histórico con 147 mil indocumentados detectados en México de enero a agosto, el triple del 2020, y un récord de 212 mil indocumentados detenidos solo en julio por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos.

Los habitantes de Cuba, Honduras, El Salvador y Guatemala están entre los que más piden refugio o utilizan de manera legal e ilegal el territorio mexicano para viajar a EEUU, en busca de mejores oportunidades de vida.