Estrenan servicio para víctimas de violencia de género en Santiago de Cuba
Un servicio de apoyo y asesoría a víctimas de violencia de género y otros temas relacionados con la sexualidad y las identidades sexuales, fue anunciado en Santiago de Cuba
Mujeres de la campaña evoluciona en Palma Soriano, Santiago de Cuba. /Foto: Facebook.
 

Reproduce este artículo

La violencia de género es un problema que gana visibilidad en la agenda pública de los cubanos. Tanto que aun la prensa oficial— que suele mostrar a la Isla como un paraíso— ha debido reconocer que se trata de un “mal que todavía aqueja a un porciento de las mujeres en Santiago de Cuba”.

Una nota del diario Sierra Maestra asegura que esto ocurre a pesar de “todo el trabajo que realizan” organizaciones del sistema estatal cubano como la Federación de Mujeres Cubanas (FMC), la Casa de Orientación a la mujer y la familia, y el Centro Oscar Arnulfo Romero, que auspicia la campaña Evoluciona.

El servicio de apoyo a mujeres violentadas que recién estrena la ciudad está auspiciado por la Asociación de Juristas de Santiago de Cuba y el Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), que dirige a nivel nacional Mariela Castro, hija de Raúl Castro.

De acuerdo con la información,  el servicio estaría disponible “todos los martes desde las dos a cuatro de la tarde, en la Casa del Jurista, sita en Heredia Santiago de Cuba”. Allí equipo multidisciplinario ofrecería ayuda “de forma presencial”.

Se ofrecerán servicios de orientación jurídica, según dijo al periódico Joaquín Guardia del Prado, especialista en Derecho Penal y uno de los integrantes del equipo antes mencionado. Entre esos servicios estarán “respuestas jurídicas” a problemáticas de la población “relacionadas con la salud sexual, la sexualidad, el género, las identidades sexuales, las expresiones de género y de violencia”.

También aseguran que su misión es “orientar, guiar y según el caso, acompañar en los procesos legales a las personas cuyos derechos sexuales han sido vulnerados o han sido víctimas de violencia de género”.

De acuerdo con el especialista, todas las personas “cuyos derechos sexuales humanos hayan sido vulnerados”, o que quiera compartir alguna experiencia relacionada con la violación de los derechos  sexuales humanos, o instituciones que requieran asesoría jurídica al respecto, pueden contar con el servicio recién abierto.  

 

 

Asimismo, atenderán a menores de edad que lleguen “acompañados de familiares y tutores”, y valorarán  “los casos en los que se acompañen de vecinos/as, educadores/as y otras personas con relación de tutela y responsabilidad para con ellos”.

Evoluciona es la campaña Cubana por la No Violencia hacia Mujeres y Niñas, que cuenta con el apoyo de instituciones como el Centro Oscar Arnulfo Romero, el Cenesex, y la FMC.

Según su página en Facebook, la iniciativa “quiere ser una campaña de diálogo, de cambio”, y propiciar un “entorno comunicativo y educativo” para identificar, actuar y modificar cuestiones relacionadas a la violencia contra mujeres y niñas.

Sin embargo, a pesar de las constantes denuncias de violencia contra mujeres opositoras, activistas o comunicadoras independientes en Cuba, esta campaña no se ha pronunciado públicamente en su defensa.

Según una nota de la Agencia de Información Nacional, Santiago de Cuba es uno de los territorios con más alto índice de violencia de género. Recientemente, la esposa e hijos menores del opositor José Daniel Ferrer fue arrestada en el Parque Céspedes de esa ciudad— aun cargando un bebé de pocos meses en brazos—, mientras protestaba pacíficamente pidiendo la liberación de Ferrer.

El servicio santiaguero que estrenan las instituciones afines al oficialismo clasificará los casos de acuerdo a un grupo de criterios que pueden consultarse aquí.