El marabú cubre casi el 20 % de las tierras cultivables en Camagüey

El marabú se esparce por las área destinas al cultivo de productos alimenticios y el desarrollo de la ganadería en toda Cuba, especialmente en Camagüey, reconocieron las autoridades locales que sirven de fuente al periódico Adelante, órgano oficial del Partido Comunista en esa provincia.  

“(…) solo en Camagüey 192 842.57 hectáreas (…) de la superficie agrícola del territorio, están ocupadas por esta planta invasora”, señala una nota publicada hoy en en el diario. Esta cantidad representaría, según los estimados, cerca del 17% del total de tierras cultivables.

El reporte, sin embargo, pondera las virtudes del marabú para “la fertilidad y calidad del suelo” y como materia en “la elaboración de alimentos para animales”.

La información salió a la luz durante un encuentro efectuado en el Centro de Convenciones Santa Cecilia, de la ciudad cabecera, entre los representantes de un proyecto llamado “Acercamientos multidisciplinarios eco-amistosos para controlar y manejar el marabú en la región centro-oriental de Cuba”.

Se trata, según Adelante, de un proyecto conjunto entre la Universidad de Camagüey y la Universidad de Gante (Ghent University), de Bélgica.

Redimio Pedraza, especialista de la Universidad de Camagüey y representante por la parte cubana, dijo que uno de los retos del proyecto es lograr el “manejo apropiado” de la planta para integrarla a una “agricultura más sustentable”, y recalcó sus efectivas propiedades en la conservación de los suelos.

 

 

Entre las ventajas del marabú se mencionaron también sus potencialidades como “fuente de energía” y “refugio para la vida silvestre”, y su “impacto favorable en la economía familiar en el ámbito rural pues su madera puede utilizarse en artesanía, en la fabricación de carbón vegetal y de postes de cercas”.

El reporte del diario no refiere si los funcionarios del Ministerio de la Agricultura allí presentes defendieron la necesidad de eliminar la planta, y utilizar los suelos hoy ocupados por el marabú en la producción de alimentos para la población.

La superficie agrícola de la Isla se afecta por esta especia invasora, atentando contra los pequeños productores que no pueden combatir su propagación por la falta de insumos necesarios.

Tradicionalmente, las provincias de Camagüey, Las Tunas y Ciego de Ávila, han sido las más afectadas por el marabú en Cuba. El propio Raúl Castro llegó a burlarse de la infestación del marabú en Camagüey durante un discurso público.

“(…) aproveché en llegar aquí por tierra, para ver que todo está verde y bonito, pero lo que más bonito estaba, lo que más resaltaba a mis ojos, era lo lindo que está el marabú a lo largo de toda la carretera”, dijo una vez en la Plaza de la Revolución Ignacio Agramonte.