Denuncian que sacerdote yoruba Loreto Hernández corre peligro en prisión

Según declaró Antúnez, su hermano se encontraba anteriormente en la prisión conocida como 'La Pendiente', donde recibió una paliza a manos de oficiales
Según declaró Antúnez, su hermano se encontraba anteriormente en la prisión conocida como 'La Pendiente', donde recibió una paliza a manos de oficiales
 

Reproduce este artículo

La vida del sacerdote yoruba y preso político cubano Loreto Hernández García, recluido en la cárcel conocida como 'Pre Prensado', de la provincia Villa Clara, está en peligro, denunció su hermano, el activista Jorge Luis García Pérez 'Antúnez'.

Según declaró Antúnez, su hermano se encontraba anteriormente en la prisión conocida como 'La Pendiente', donde recibió una paliza a manos de oficiales a inicios de noviembre. 

"Fueron hasta su celda y le dijeron que ellos no creían en opositores y menos en santeros, que su religión era la revolución y su Dios Fidel Castro, a lo que respondió Loreto: si ustedes no creen en opositores yo no creo en comunistas y si tu única religión es la revolución y tu Dios es Fidel, pues mi religión es la libertad y la democracia y mi santo es Oggun; a lo que respondió el gendarme propinándole una brutal golpiza para luego lanzarlo desde una escalera esposado a la espalda produciéndole lesiones en sus rodillas", agregó.

Loreto Hernández García se encuentra detenido desde el pasado 15 de julio por su participación pacifica en las protestas que tuvieron lugar en Cuba el 11 de julio de 2021. Su esposa Donaida Pérez Paseiros también está presa y la Fiscalía pide para ambos ocho años de prisión.

Antúnez denunció además que esta pareja presenta un cuadro de salud 'preocupante': son diabéticos e hipertensos. "Se encuentran enfrentando la cruel tortura de no recibir atención médica por parte de los carceleros y  asegura Loreto que como medio de provocación y presión se niegan a medirle sus parámetros de glucosa e hipertensión, a sabiendas de que tanto la diabetes como la hipertensión son padecimientos de muy alto riesgo".

El activista Jorge Luis García Pérez exigió la liberación del sacerdote yoruba, así como la de todos los arrestados y encausados por su participación en las protestas del 11 de julio.

Por último responsabilizó al régimen de Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel "por las consecuencias que pueda acarrear contra su vida y salud la política cruel y vengativa desatada en su contra".

Sus hijos solo han podido visitar a Loreto una sola vez en los más de cuatro meses de arresto.

Hernández García es un reconocido sacerdote de la religión yoruba y vicepresidente de la “Asociación Yorubas Libres de Cuba”.

Tanto Loreto como otros integrantes de la “Asociación Yorubas Libres de Cuba” han sido víctimas de persecución por parte de la Seguridad del Estado.

Las hermanas Lisdani y Lisdiani Rodríguez Isaac, miembros de Yorubas Libres en el municipio Placetas, provincia Villa Clara, podrían enfrentar una condena de hasta ocho años de prisión tras participar en las manifestaciones populares del 11 de julio anterior.