Granja espera producir 300 toneladas de clarias

Como si no existieran otros peces, incluso otros animales, el régimen insiste en que los cubanos se alimenten con clarias
Granja espera producir 300 toneladas de clarias para el pueblo trabajador
 

Reproduce este artículo

Como parte del Programa Nacional para el Desarrollo Acuícola, la Granja Galindo de Cienfuegos, tras años de desplome productivo, pretende ahora producir 300 toneladas de clarias al año, para alimentar al pueblo trabajador, según afirmaron directivos del ramo, en conversación con la prensa estatal.

"Para 2021, se prevé que Galindo genere 300 toneladas de claria para el consumo popular. Sin embargo, especialistas estiman que podría superarse el récord histórico de la granja", escribió el periódico estatal 5 de septiembre en un artículo publicado este 15 de marzo en su página web.

Entre 2000 y 2005 las producciones de la Galindo se concentraron en la ceba de tilapias en la presa y en los estanques, "aunque esto tampoco significó el despegue de las producciones", recuerda el periódico estatal.

Por su parte Marcial Fraga Peña, director de la UEB Acuisur, entidad a la que pertenece esta granja, explicó que "fue el 5 de septiembre de 2008 cuando se inauguró como centro de ceba de claria y comenzó la explotación intensiva hasta el día de hoy".

Esto trajo como resultado que para el año 2015 la sobreexplotación había provocado serios daños a la infraestructura, y a pesar de las acciones realizadas por trabajadores de la UEB para revertir el deterioro, "fue imposible mantener las densidades de siembra de alevines y la estación se despeñó, inevitablemente".

Las nuevas pretensiones del régimen en la Galindo ya tienen un año de retraso, desde que en febrero de 2020, encontrándose prácticamente en destrucción total, se comenzara a realizar allí una inversión superior a los 2 millones de pesos como parte del Programa Nacional para el Desarrollo Acuícola.

Hay que añadir que luego de un año de que comenzaran las obras aun la granja no está lista. Al respecto el ingeniero Pedro Roque Jaza, director de la brigada que se encarga de los trabajos, refirió que "al estanque cero le falta la obra de entrada y la de salida de agua. El trabajo está pendiente, debido a la falta de cemento".

A pesar de esto ya la Galindo se encuentra nuevamente en explotación y el régimen alega que para este 2021 se producirán allí 300 toneladas de claria para el consumo popular, aunque Marcial Fraga afirma que "a partir de ahora podría llegarse hasta las 400 toneladas de claria, que es el potencial productivo de acuerdo con la cantidad del área y agua disponible", y añade que "sobrepasar esa cantidad dependería del suministro de alimento animal".