Régimen prioriza al barrio San Isidro para venta de carne de cerdo

Las últimas acciones del régimen en la barriada de San Isidro apuntan en una dirección: "si en tu barrio protestan, les vamos a dar toda la atención que nunca les hemos dado"
Gobierno de La Habana prioriza al barrio San Isidro para la venta de carne de cerdo regulada
 

Reproduce este artículo

El régimen continúa intentando ganarse a los habitantes de la barriada capitalina de San Isidro, luego de que a finales de noviembre un colectivo de artistas, periodistas, activistas e intelectuales, protagonizaran en la sede del Movimiento San Isidro (MSI), ubicada en ese lugar, una protesta pacífica por más de diez día exigiendo la excarcelación del joven rapero contestatario Denis Solís, miembro del mencionado movimiento.

El MSI es un colectivo que defiende la libertades artísticas principalmente, pero que también aboga por el respeto a los derechos humanos, y por el regreso del país a la democracia.

Por estos días los residentes de San Isidro han sido testigos de diferentes acciones que el régimen ha implementado en el barrio buscando recuperar el apoyo del pueblo y al mismo restarle popularidad al MSI. De ellas se pueden mencionar actividades culturales y recreativas principalmente para niños, la inauguración de la "Casa de Titón y Mirtha", y más recientemente, una feria culinaria realizada en la Calle Paula el pasado sábado 19, bajo el pretexto de "homenajear los 501 años de la fundación de La Habana".

La nueva acción del régimen viene desde el gobierno provincial de La Habana, el cual ha decidido priorizar al barrio de San Isidro para la venta de carne de cerdo regulada.

Este 20 de diciembre el sitio estatal Radio Cubana, publicó el artículo "Informan sobre ofertas del comercio y la gastronomía por el fin de año en La Habana", donde precisa que "las ventas de carne de cerdo se han distribuido por unidades de la red de Comercio de los diferentes consejos populares", distribución que incluye al municipio de La Habana Vieja, y de este al consejo Popular San Isidro (Egido, Egido y Corrales), junto a tres más de los siete en que está dividido el territorio.

Según Radio Cubana, esta acción fue coordinada por "organismos, ministerios, empresas productoras y las autoridades de la ciudad", y con ellas se organizaron diferentes propuestas para el sector del Comercio y la Gastronomía por el fin de año.

Recordemos que la profunda crisis económica que vive el país desde hace más de dos años ha dificultado la producción de alimento, debido a lo cual la carne de cerdo ha sufrido un incremento considerable en su precio, llegando incluso a costar hasta 100 pesos la libra en el mercado particular.

Sin dudas en el caso de San Isidro el régimen busca recuperar el apoyo del pueblo, pero el mensaje que está dando es el de, "si en tu barrio hay gente que protesta, vamos a prestaste toda la atención que no te hemos dado en los últimos 61 años". De ser entendido así por la población, es de esperarse que en los próximos meses aparezcan muchos San Isidros por todo el país.