Oposición cubana respalda a MSI y llama a solidaridad mundial
Líderes y miembros de la oposición en Cuba han expresado su solidaridad con los huelguistas y otros activistas del MSI atrincherados en su sede de Damas 955, desde donde exigen la liberación del rapero Denis Solís
Movimiento San Isidro
 

Reproduce este artículo

Líderes y miembros de la oposición en Cuba han expresado su solidaridad con los huelguistas y otros activistas del Movimiento San Isidro (MSI) atrincherados en su sede de Damas 955, en La Habana Vieja, desde donde exigen la liberación del rapero Denis Solís, condenado a ocho meses de cárcel tras un juicio sumario bajo cargos fabricados y sin garantías legales.

En declaraciones a Radio Televisión Martí, varios opositores llamaron a la comunidad nacional e internacional "a brindarles apoyo y solidaridad". En nombre de las Damas de Blanco, la activista Lourdes Esquivel Vieto expresó preocupación por la salud de los participantes en la protesta.

“Sus organismos se están debilitando por no alimentarse y el régimen debe pronunciarse de inmediato por la libertad de todos los que están en cárceles por motivos políticos”, afirmó y precisó que, aunque ella no aprueba el empleo de la huelga de hambre como método de lucha, respeta la decisión de los activistas, artistas y periodistas independientes atrincherados en San Isidro.

Ellos son artistas y periodistas que “a su manera” han decidido plantarse ante el régimen, destacó, mientras Guillermo Fariñas, Premio Andrei Sájarov a la libertad de pensamiento y coordinador del Foro Antitotalitario Unido, resaltó que la situación que se está dando "llama a tener en cuenta la juventud de los demandantes".

Fariñas, que en el pasado realizó huelgas de hambre para hacer demandas al régimen cubano, señaló que "es hora de solidaridad" y que la petición de que depongan la huelga "es una decisión que tienen que tomar ellos”. A su modo de ver, "este es un momento en que lo que corresponde es la crítica directa al régimen por sus excesos y sus abusos".

Por su parte, Rolando Rodríguez Lobaina, coordinador de la Alianza Democrática Oriental y director de Palenque Visión, dijo desde Guantánamo que lo que está pasando "nace de la acumulación de un largo periodo de inconformidades del pueblo al que le han arrebatado sus libertades".

Son "lícitos y legales los reclamos de los activistas", que actúan “como se hace en cualquier parte del mundo”, pero con la diferencia de que en la isla los que gobiernan "siguen sin escuchar al pueblo y no muestran una mínima voluntad de cambio”, apuntó el opositor, al tiempo que recordó que en Cuba han fallecido varias personas en huelgas de hambre, reclamando los derechos a un gobierno opresor.

Estas demandas que se presentan ahora "ocurren en un momento en que el gobierno busca sobrevivir”, subrayó Rodríguez Lobaina, quien además consideró que lo que está pasando es muy peligroso y llamó a respaldar los huelguistas tanto en la isla como en el extranjero.

Lázaro Yuri Valle Roca, gestor de Delibera.org, aprovechó los hechos de San Isidro para enviarle un mensaje al régimen en la isla: "Basta ya de represión, de impunidad, de violar la constitución que impusieron a los cubanos".

Para él, la encarcelación de Solís fue "amañada e injusta" y resulta inadmisible que el régimen no deje entrar al local donde están los huelguistas y otros activistas a los diplomáticos, y "que golpeen a los que quieren llegar allí, entre ellos niños".

Esa es la muestra "del nivel del miedo" que tiene la dictadura ante el empuje de los cubanos que "enfrentamos una situación tan dura", dijo Valle Roca. "Este es un momento de cambio en que nos toca hacer una revolución martiana, es el momento de no seguir aceptando el camino marxista que quieren imponer", concluyó.

Miembro del Movimiento Opositor Juventud Despierta en Santa Clara, Yoel Bravo llamó al pueblo de Cuba a hacerse eco de las demandas de los huelguistas que, "además de exigir la liberación del músico, hacen reclamos que favorecen a la población”.

A la par, desde Cabañas, provincia Artemisa, el promotor de la corriente Martiana Moisés Leonardo Rodríguez expresó que la organización hizo una declaración condenando el caso y ya la envió a la ONU.

Consideramos que es digno de destacar de ellos -los huelguistas- que están reivindicando no solo sus derechos, porque piden que todos tengan el acceso a un nivel de vida adecuado, enfatizó. "Merecen todo el apoyo y deben hacerse todas las acciones posibles para mostrar nuestra ayuda y atención", concluyó.

Además de los referidos, muchos otros opositores han mostrado su apoyo a la huelga y los reclamos del MSI. Este martes, el opositor y activista Antonio Rodiles exigió el cese inmediato de las violaciones que comete el gobierno cubano contra los huelguistas.

“Es importante exigir el cese inmediato de las sistemáticas violaciones de los derechos y libertades fundamentales por parte del castrismo y la inmediata liberación de todos los presos políticos o por motivos afines”, precisó el coordinador de la iniciativa opositora Estado de SATS.

Por su parte, el historiador cubano Manuel Cuesta Morúa manifestó su apoyo rotundo al MSI y su líder, Luis Manuel Otero Alcántara, muy debilitado tras ya siete días de huelga de hambre y de sed.

En la fachada de su apartamento en La Habana Cuesta Morúa colocó una bandera de la isla, herencia de sus antepasados, y la mantendrá allí hasta que se resuelva el conflicto en la sede de San Isidro.

"La bandera es de todos. Siempre lo fue. La comunidad prodemocrática cubana siempre la ha empleado en sus actos, en sus gestos, para recordar que siempre fue de todos. Pero se necesitaba una recuperación estética de la bandera cubana para que volviera a todos con la fuerza, la idea y el proyecto de nación que siempre ha representado la bandera. Eso se lo debemos a Luis Manuel Sotero Alcántara y al Movimiento San Isidro", agregó Cuesta Morúa en un video publicado en sus redes sociales.

Días atrás, cuando iniciaba el plantón del MSI en su sede de la Habana Vieja, integrantes de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu) y la iniciativa CubaDecide se sumaron con un ayuno de tres días a los reclamos de los activistas por la liberación de Denis Solís.

“Miembros de Unpacu y promotores de Cuba Decide estaremos acompañando al Movimiento San Isidro y a nuestros presos [políticos] en huelga de hambre, con ayunos, grafitis, octavillas y otras acciones. En Santiago de Cuba iniciamos ayuno por tres días seis activistas, en Las Tunas también se sumaron otros”, informó en ese entonces el disidente José Daniel Ferrer, líder de la Unpacu, quien además dejó claro desde el inicio que su organización estaba con el MSI en sus reclamos.

*Con información de Radio Televisión Martí.