"A mi madre no la podré ver de nuevo": Descemer a Fabré

El cantautor radicado en Miami le recordó al sonero santiaguero que en Cuba dejó a su madre y que no podrá verla de nuevo porque el gobierno le impide regresar a su país.
Fabre-Descemer
 

Reproduce este artículo

El cantautor cubano Descemer Bueno contestó este 1 de abril a su “colega” en la isla, Cándido Fabré, luego de que ambos se enfrascaran en un intercambio poco amistoso.

Lo de “colega” es un decir, pues las ideas y venidas de esta riña los pone a los dos como enemigos. Ahora Descemer contestó con una foto de su madre a la que, recordó, no podrá volver a ver porque el régimen cubano le impide entrar a la isla.

“Aquí te dejo una foto de mi madre a la que no podré ver de nuevo”, recordó uno de los autores de Patria y Vida, origen de toda la controversia.

Bueno dijo otras cosas, como que la voz áspera de Fabré era similar al ladrido de un perro y le venía bien al gobierno que el sonero santiaguero, uno de los improvisadores más versátiles de la música cubana, dice defender.

Todo esto comenzó luego de que Cándido sacara a la luz un nuevo tema de respuesta a la canción Patria y Vida, uno de los tantos que el gobierno cubano encargó para responder —en vano— al éxito de la canción interpretada por Descemer, Yotuel, El Funky, Maykel Osorbo y Gente de Zona.

 

Fabré criticó en el video a todos los intérpretes de Patria y Vida, al influencer Alex Otaola, y a algunos activistas como Rosa María Payá o Eliecer Ávila. Y llega a decir que si ellos “fueran martianos debieron ser fidelistas”.  

A inicios de marzo, Fabré aseguraba en una entrevista que la revolución no tenía la culpa de los problemas actuales de Cuba y dijo a los intérpretes de Patria y Vida que donde tenían que pelear era en la isla.

“A degüello lo sé, así pregonó Descemer, que en Cuba no hay libertad. Que va a repartir machete, pero yo sé que no va a hacer na”, le espetó Fabré a Descemer en su tema. Aunque a Alexander Delgado igualmente le tocó su pedacito. “Descemer puede venir pa’ acá, pero no va a hacer na’, no va a hacer na”.

Patria y Vida ha provocado una movilización general de la prensa oficialista y los voceros del régimen, quienes desataron una campaña de ridiculización y descrédito contra sus intérpretes.

Odiada por algunos y amada por muchos, generó un movimiento espontáneo de adhesión entre los cubanos, quienes la convirtieron en himno de lucha y símbolo del sentir anti dictatorial.

El régimen ha encargado varias canciones para responder al éxito del tema interpretado por los seis cubanos, cada una peor que la anterior.

De todas, la más “famosa” es “Patria o Muerte por la Vida”, con la participación de Raúl Torres y otros intérpretes, un fiasco desde el momento de su estreno, pues recibió un aluvión de dislikes en YouTube y la burla generalizada de los cubanos.

Además de Torres, encargado de musicalizar cuanta idea se le ocurra al Partido Comunista de Cuba, participan en el panfleto Annie Garcés, Dayana Divo, Karla Monier, y Yisi Calibre.

Han salido otros temas en el mismo tenor. Desde la estatal Casa de la Décima en la provincia de Mayabeque, el castrismo estrenó uno con el título “Patria y Amor”, bajo la autoría de Lázaro Pálensela e interpretada por el oficialista Proyecto Punto Cubano.

Una semana después apenas tiene 88 likes, y 2807 visualizaciones, aunque sí le han llovido los dislikes, 458 en total, y los comentarios en contra. Cualquiera puede cansarse de buscar uno favorable y no encontrarlo.

Ahora, Fabré, cuya música y gloria quedaron en el pasado, también se suma a la zaragata.