Alexis Valdés a Mariela Castro: ¿De qué defensa de derechos habla el Cenesex?

El humorista cubano y presentador de televisión Alexis Valdés, criticó a Mariela Castro y la institución que regenta por ser cómplices de la represión contra activistas cubanas
Mariela Castro y Alexis Valdés. Fotomontaje: ADN Cuba
 

Reproduce este artículo

El humorista cubano y presentador de televisión Alexis Valdés, criticó a Mariela Castro y la institución que regenta por ser cómplices de la represión contra activistas cubanas.

En un tuit en el que etiquetó a la hija del general Raúl Castro, el actor cubano exiliado en Miami cuestionó: “¿Esta es la defensa de los derechos de la mujer de que habla el Cenesex [Centro Nacional de Educación Sexual]?”

El artista se refirió a un video que compartió, en el que se ve la detención arbitraria y violenta el 11 de marzo, de la joven activista Mileidy Salcedo.   

La joven intentaba llevarle alimentos y medicamentos a su hermana, ingresada en un hospital con la COVID-19, pero un oficial la maltrató y la agresión se vio en directo por redes sociales.

“Lo que veo aquí es abuso de un hombre a una mujer. Abuso de un maltratador que usa su fuerza física sobre una mujer físicamente más frágil. Esto es Bullying [acoso]. ¿No hacen nada con esto?”, denunció Alexis Valdés.


No es la primera figura pública que demanda a la hija de Castro coherencia con los valores que dice defender con su trabajo en la institución. Y tampoco ha de ser la última, ya que Mariela no solo no condena, sino que además aplaude y reproduce los discursos violentos aupados por la dictadura de su familia.

Recientemente, la reconocida artista cubana, Tania Bruguera entregó una carta en el Cenesex por manifestaciones de odio compartidas por su directora, Mariela Castro Espín.

En la misiva -difundida por la artivista en redes sociales- se interpela a Castro Espín por un artículo que republicó este 10 de marzo, en su Facebook oficial, con evidente discurso de odio hacia la oposición cubana, particularmente contra varias mujeres.

“Nos alarma que como directora de una institución que defiende el derecho a ser diferente y que trabaja por prevenir manifestaciones de odio e incitación a la violencia, se permita replicar un texto que representa una amenaza a la vida de varias personas por el hecho de pensar diferente. Como directora del Cenesex y figura pública, usted tiene la responsabilidad institucional no de promover, sino de frenar manifestaciones de odio. Confiamos en que dicha publicación será retirada junto a una explicación razonable. Quedamos a la espera de su respuesta”, concluye.

La hija del general Raúl Castro, efectivamente, replicó fragmentos de un texto de Raúl Escalona Abella, presidente de la oficialista Federación de Estudiantes Universitarios (FEU) en la Facultad de Comunicación de La Habana.

“Mientras la bala no atraviese el cráneo de Tania Bruguera, ni el hormigón rodee el cuerpo sin vida de Otero Alcántara, o las descargas de fusil derriben la pose de la Baró, o los campos de concentración reduzcan a fertilizantes las ‘legiones de opositores’, o el espacio social cubano sea reterritorializado de forma pormenorizada en la continua exclusión, acompañada de un planificado exterminio —a la usanza israelí —, el necropoder evocado seguirá siendo (…) mera fábula”, escribió Escalona en referencia a la reconocida artista, al activista del Movimiento San Isidro, Luis Manuel Otero Alcántara y a la laureada periodista Mónica Baró.