Ocho mil casos pediátricos de COVID-19 en Cuba en los últimos 15 días

Dando rodeos, y sin admitir explícitamente el colapso, las autoridades sanitarias cubanas reconocen que la situación de los servicios pediátricos de la isla está “bien comprometida”
Cuba: situación pediátrica "tensa" por COVID
 

Reproduce este artículo

De los 6 422 nuevos casos de coronavirus reportados por las autoridades sanitarias cubanas este viernes, la cifra más alta en 24 horas desde el inicio de la pandemia en la isla, 1 047 son pacientes en edades pediátricas, es decir, de menos de 18 años.

En total, los pacientes pediátricos diagnosticados en los últimos 15 días son 8 185, “una elevada cifra de 546 como promedio diario”, precisó el director nacional de Higiene y Epidemiología del Ministerio de Salud Pública de Cuba (Minsap), Francisco Durán, en su habitual conferencia matutina.

“Hoy se ha reportado la cifra más elevada de pacientes pediátricos reportada en Cuba, 366 más que la mayor cifra anterior. De esta forma, en los ochos días de julio se han confirmado 5 173 casos, promediando 647 por día”, subrayó el galeno.

Con los nuevos diagnosticados, los niños, los adolescentes y los jóvenes menores de edad que han enfermado de COVID-19 en Cuba suman 32 032, lo que representa el 14.25 por ciento de los casos acumulados desde marzo de 2020, cuando se detectaron los primeros positivos.

Lissette López, jefa del Grupo Nacional de Pediatría del Minsap, reconoció en su intervención durante la conferencia matutina, que los servicios pediátricos de la isla amanecieron de una manera “bien comprometida”, sobre todo en la provincia de Matanzas

“Se siguen rompiendo récords negativos… Esta semana la pediatría se vistió de luto por el fallecimiento del primer lactante como consecuencia del contagio de SARS-CoV-2 y hoy se reportan 64 nuevos positivos menores de un año, 33 de ellos de Matanzas”, detalló la doctora, instando a las familias a extremar precauciones y cumplir con más rigor las medidas de prevención y protección.

Si bien en su mayoría los pacientes pediátricos evolucionan favorablemente, el hecho de enfermar y ser hospitalizado implica riesgos de tipo psicológico y biológico, explicó Lissette López.

Colapso en Matanzas

En cuanto a Matanzas, que este viernes reportó más de 600 casos pediátricos, López reconoció que sus servicios pediátricos están “en una situación de tensión, de estrés”.

“El número de casos excede la capacidad de un hospital pediátrico”, sentenció, aunque evitó hablar de colapso y afirmó que las autoridades cubanas están actuando de manera correcta frente a la pandemia.

El presidente del régimen, Miguel Díaz-Canel, viajó a Matanzas en visita gubernamental para intentar reforzar políticas y prácticas destinadas a frenar la propagación del coronavirus. Esa provincia es el epicentro de la pandemia en la isla y en los últimos días se han incrementado las denuncias ciudadanas de ineficiencia y colapso del sistema de salud.

El usuario identificado en Facebook como José Batista Falcón compartió un video que deja ver cómo no había camas para los nuevos ingresos en el hospital pediátrico de Matanzas y estos estaban obligados a esperar en bancas y pasillos.

Una realidad que, a juicio de Batista, desmiente la condición de potencia médica de la que el oficialismo cubano gusta presumir en su propaganda. 

De manera similar, en declaraciones a Cubanet, la Dama de Blanco Leticia Ramos afirmó que están poniendo camas en los pasillos de los hospitales colapsados en Matanzas para que los niños esperen ser atendidos.