186 motos eléctricas incendiadas en hogares cubanos
186 de los hechos ocurridos con malos manejos de motorinas, han tenido lugar en viviendas, dejando a 11 personas heridas y otra fallecida. 
186 motos eléctricas incendiadas en hogares cubanos
 

Reproduce este artículo

 

Las #MotosEléctricas importadas generalmente desde Panamá por personas naturales, se hicieron numerosas en Cuba antes de la pandemia de Covid-19. En una etapa anterior el Gobierno había dispuesto que requerían de chapa porque se incrementaban los accidentes asociados a estas. No volvieron a ser noticia hasta que, ahora, la prensa estatal alerta sobre el aumento del número de #Incendios que provocan las baterías de estos vehículos.

En un entorno de abundancia en las calles de las llamadas "motorinas", como parte del desgastado parque automovilístico en la Isla, su circulación se pone en entredicho. 

186 de los hechos ocurridos con malos manejos de estas, se han reportado en viviendas, dejando a 11 personas heridas y otra fallecida. 

Ante los accidentes reportados, el Cuerpo de Bomberos de #Cuba sugiere una serie de medidas para evitarlos, a partir  del "análisis de sus principales causas". 

Los incendios se hallan entre los mayores riesgos señalados en el reporte del Canal Caribe: "se originan por violar la protección del BMS, que es el dispositivo que monitoriza el sistema de trabajo de las baterías que se están importando por personas al país", dijo un entrevistado, vestido de uniforme verde olivo.

El militar se refirió a la "información falsa" que traen las cajas de estas baterías, donde se ponen letreros indicando valores de "72 voltios por 35 Amperes" cuando "en realidad son de 72 x 20", es decir, 15 amperes menos. 

También, precisó el entrevistado que los dueños de motos adaptan cargadores usados a las nuevas baterías.

Según este mismo reporte, luego de un estudio de casos, se toman medidas para mitigar riesgos y disminuir daños que puedan ocasionar estos accidentes por incendio. 

Pidió otro entrevistado, de similar uniforme del Ministerio del Interior, que se emplee el cargador original de la moto, diseñado por el fabricante con ese propósito. 

Por otro lado hizo énfasis en la temperatura del local donde se esté cargando la moto. No debe exceder los 60 grados, dijo, y no especificó en qué medida, si bien en Cuba se expresa por lo general en Celsius. "Ya a 65 ellas generan temperaturas peligrosas", alertó. 

Con eso se refiere a que una vez el usuario llegue al lugar donde se le va a darcarga a la batería de la moto, debe esperar que se refresque de la temperatura alcanzada en la calle, priorizar cierto reposo para luego, cuando se encuentre a temperatura ambiente, iniciar el proceso de carga.

El reportero de la oficialista Televisión Cubana recomienda que ante un suceso de este tipo, los afectados llamen al 105, número correspondiente al Servicio de Bomberos.