Fidel Castro hispanista: "Como lo vean los progres, les explota la cabeza"

Fidel Castro reivindicó pasado de cristiandad hispánica en la identidad de Cuba y de América Latina. Los populistas actuales admiran a Castro, pero siguen corriente indigenista.
Fidel Castro, Sierra Maestra, 1958. Fotografía EFE/Archivo
 

Reproduce este artículo

J.L. Ruiz Bartolomé, diputado de VOX, compartió un controversial vídeo de Fidel Castro donde el comandante en jefe se destapa como convencido hispanista: “Fidel Castro defendiendo la Hispanidad, el mestizaje, la culminación de la evangelización de Santiago hace 2.000 años. Como lo vean los progres, les explota la cabeza”, tuiteó Ruiz Bartolomé.

El vídeo ha sido difundido por simpatizantes y seguidores del Partido VOX que quisieron contrastar las opiniones de Fidel Castro con la mentalidad de los populistas latinoamericanos del siglo XXI movidos por la corriente indigenista.

En el video aparece Fidel Castro, en los años sesenta, exaltando la influencia de la cristiandad hispánica como componente central de la identidad cubana y latinoamericana.

“Defendiendo nuestra cultura de cinco siglos, nuestra identidad, nuestra sangre. No queremos ser otros, queremos ser nosotros mismos, no queremos ser un Los Ángeles... Queremos seguir siendo esta maravillosa mezcla de españoles, de indios y de africanos. Nos sentimos privilegiados por eso, es lo que nos dio la Historia, es lo que nos dio Dios, para los creyentes, es lo que nos dio Santiago hace dos mil años”, dijo Castro.

Fidel Castro, quien se formó con jesuitas y era hijo de un gallego, reconocía el pasado y el legado religioso de España, para con este lado del mundo, además de celebrar la mezcla y el mestizaje español, indio y africano que signa la identidad cubana y en general la identidad latinoamericana.

Teniendo de fondo estos elementos se comprende la afinidad genuina entre Fidel Castro y Francisco Franco. En noviembre de 1975, cuando murió el dictador español, el dictador cubano decretó duelo oficial por su fallecimiento.

Y, como indica Loris Zanatta en “Fidel Castro, el último rey católico”, Castro era más afín a Franco que al socialista francés François Mitterrand. ¿Por qué? Porque Castro y Franco pertenecían a esa misma familia de cristiandad hispánica, compartían los mismos objetivos, “estaban hechos de la misma pasta cultural, nacidos para combatir el universo liberal, laico y cosmopolita”.

Por eso, dice Zanatta, Fidel Castro no perdonó que Felipe González condujera al PSOE hacia la democracia liberal.

A contramano del sentir hispanista de Fidel Castro, admiradores del dictador cubano como Maduro y AMLO quieren que Felipe VI pida perdón por el “genocidio” en América.

Los presidentes populistas del siglo XXI simpatizan con el castrismo y con el régimen de La Habana pero omiten que Fidel Castro fue un entusiasta de la hispanidad.

“A pesar de que la historia es la que es, la ola de indigenismo que actualmente llena los discursos latinoamericanos tiene mucho de performativo, escondiendo regímenes políticos fragmentados y abusivos que tratan de desviar su culpa en la realidad actual en hechos históricos de hace 500 años”, indicó El Debate, el portal español que recuperó el archivo hispanista de Fidel Castro.