Controversia en México por médicos cubanos contratados durante la pandemia
La presencia de centenares de médicos cubanos en hospitales de la capital mexicana contratados para combatir la pandemia de la COVID-19 ha despertado controversia en el país por su costo y por las actividades que realizan
 

Reproduce este artículo

 

La presencia de centenares de médicos cubanos en hospitales de la capital mexicana contratados para combatir la pandemia de la COVID-19 ha despertado controversia en el país por su costo y por las actividades que realizan.

Mientras las autoridades de la Ciudad de México defienden que su labor es de vital importancia ante la carencia de trabajadores sanitarios en el país, asociaciones médicas denuncian que se privilegia a los médicos cubanos por encima de los mexicanos.

El pasado 24 de abril, el secretario de Salud de México, Jorge Alcocer, firmó un acuerdo que autoriza a los Gobiernos locales para "contratar personal profesional de la salud con formación en el extranjero" mientras dure la pandemia del coronavirus, que ya suma en el país más de 150 mil casos y 17 mil 580 fallecidos.

Con base en esto, el Gobierno de la Ciudad de México, la zona más afectada en el país, cerró un "convenio de cooperación" con Cuba vigente hasta el mes de agosto por el que 585 médicos de la isla se han integrado en los hospitales capitalinos.

El Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) de México ha pagado 135 millones de pesos (unos 6,1 millones de dólares) al régimen de Cuba para este convenio, mientras que las autoridades capitalinas se encargan del hospedaje, la alimentación y los traslados.

 

¿Qué tareas realizan los médicos cubanos?

En una carta enviada al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, doce colegios profesionales de especialistas médicos denunciaron en días recientes que los médicos cubanos carecen de conocimientos necesarios y no están destinados en las zonas de atención a pacientes de la COVID-19.

"El grupo de médicos extranjeros está compuesto en su mayoría de médicos generales sin especialidad, ubicándoles en las diferentes áreas hospitalarias, o solo de apoyo en consulta", sostuvieron.

La secretaria de Salud de la Ciudad de México, Oliva López, defendió este martes en entrevista con Radio Fórmula que es "muy importante" la incorporación de médicos cubanos ante el "déficit de personal" médico en la capital.

"Es personal calificado, son profesionales de primera", dijo sobre los cubanos la secretaria, quien recordó que la capital también ha contratado a cerca de 2 mil médicos mexicanos durante la pandemia.

 


¿Han sido relegados los médicos mexicanos?

Los colegios de médicos también reprocharon que se destinen estos recursos a personal médico extranjero, cuando muchos profesionales sanitarios mexicanos han denunciado escasez en equipos de protección frente a la COVID-19.

"Es también motivo de indignación que se destinen recursos monetarios, de por sí limitados, erogando honorarios a personal extranjero de manera injusta, pagándoles un sueldo mayor al que percibe un médico especialista mexicano", aseguraron.

La funcionaria de la Ciudad de México aseguró que desconoce cuánto perciben los médicos cubanos, puesto que el pago se hace íntegro al régimen de La Habana y es este el que asigna los salarios.

De todas formas explicó que un médico especialista mexicano cobra alrededor de 45 mil pesos mensuales (unos 2 mil 029 dólares) y lamentó que "muchos no quieren estar vinculados a hospitales COVID".

 

¿Qué opina el Gobierno federal y la oposición?

Al ser cuestionado por el tema, el subsecretario federal de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, encargado de liderar la lucha contra la pandemia en el país, respondió este lunes que los diferentes Gobiernos mexicanos han tenido "múltiples relaciones de colaboración" con "muchísimas naciones".

Las brigadas médicas son un gran negocio y un emblema propagandístico del gobierno de Cuba, que ya envió médicos a México tras los potentes terremotos de septiembre de 2017.

Durante la pandemia actual la isla ha enviado unos 2 mil trabajadores sanitarios a más de 20 países.

Sin embargo, el opositor Partido Revolucionario Institucional (PRI) consideró que se está "hipotecando" la salud de los mexicanos "por compromisos de carácter ideológico" debido a la afinidad política entre el Gobierno mexicano y el cubano.