Marco Rubio espera que Cuba vuelva a la lista de países patrocinadores del terrorismo
"Cuba no ha abandonado el apoyo al terrorismo", afirmó este sábado el senador por la Florida, Marco Rubio, por lo que espera que la isla se incluya nuevamente en el Listado de países que patrocinan el terrorismo
El senador por la Florida, Marco Rubio en conferencia de prensa. Foto tomada de AméricaTevé.

El senador por la Florida, Marco Rubio, aseguró este sábado que "Cuba no ha abandonado el apoyo al terrorismo". “Mi esperanza es que la decisión de la administración de Barack Obama que eliminó al país de esa lista de patrocinadores del terrorismo sea revertida”, subrayó según un reporte emitido por AméricaTevé.

“El régimen de Castro sigue el apoyo al régimen de Nicolás Maduro en Venezuela y sirve de refugio a guerrilleros del Ejército de Liberación Nacional (ELN) buscados por la justicia”, puntualizó Rubio durante una conferencia de prensa telefónica.

Otra de las consideraciones evaluadas por el senador es que durante décadas Cuba ha dado protección fugitivos norteamericanos, entre ellos a Joanne Chesimard, quien en 1973 fue hallada culpable por asesinar a un oficial de patrulla en el estado de New Jersey.

Obama retiró a Cuba en 2015 de la lista de Estados que apoyan el terrorismo, en la que aparecía desde 1982 cuando Ronald Reagan incluyó a la isla en plena Guerra Fría con el argumento que La Habana apoyaba a grupos insurgentes en América Latina. Se esgrimió además, que en el pasado se albergaban en el país miembros de ETA, de las FARC colombianas y a fugitivos estadounidenses.

Tras los atentados del 11 de septiembre de 2001, George Bush sostuvo que Cuba no facilitaba la lucha contra el terrorismo.

Por su parte, el gobierno de Donald Trump ubicó a Cuba en el listado de naciones que no colaboran completamente en la lucha contra el terrorismo y se espera que en el mes de mayo, inicie de nuevo el camino para que el país comunista regrese a la lista negra.

Marco Rubio señaló que “las sanciones económicas contra la dictadura serán constantes para cortar el flujo y acceso de dólares a la cúpula militar que gobierna Cuba, que impide el crecimiento del sector independiente”.

Con relación a la posibilidad que resulte electa por el Partido Demócrata en las elecciones del próximo 3 de noviembre, la congresista federal por California, Karen Bass, el senador fue rotundo: “si ganaran las elecciones Bass sería la funcionara de más alto rango admirador de Fidel Castro en la historia de las administraciones norteamericanas”.

Rubio agregó: “en momentos donde hace falta fortaleza en la Casa Blanca considerar a Bass en la boleta presidencial muestra la debilidad de Joe Biden y cómo ha cedido a las presiones de los radicales dentro de los demócratas”.

“La posición de Bass sobre Cuba no son solo palabras cuando la muerte de Fidel Castro. Es asombroso su interés por el régimen de Castro durante más de 30 años. En los 70 hizo varios viajes a la isla. El último en 2016 cuando la visita de Obama.”

A su vez, para Jeanette Nuñez, vicegobernadora de la Florida, “votar por Biden-Bass sería una galleta a los exiliados cubanos, continuar un negro camino de acercamiento con apoyo a Cuba”, refirió AméricaTevé.