Cayos de la Florida en estado de emergencia por tormenta Laura

Las autoridades emitieron una orden de evacuación obligatoria para todos los que vivan en botes, casas móviles, vehículos recreacionales y campamentos
Laura recién formada en el Atlántico
 

Reproduce este artículo

El condado de Monroe declaró el estado de emergencia este 21 de agosto en preparación ante el posible impacto de la tormenta tropical Laura, que traería sus efectos sobre los Cayos de la Florida en la mañana del lunes, según el Centro Nacional de Huracanes (CNH).

Ese gobierno de Florida tiene jurisdicción sobre la mayor parte de la cayería sur, una de las zonas más golpeadas cuando llegan los huracanes, durante la segunda mitad del año. En este sentido, las autoridades del condado emitieron una orden de evacuación obligatoria para todos los que vivan en botes, casas móviles, vehículos recreacionales y campamentos.

“Visitantes quedándose o planeando quedarse en los hoteles de los cayos deben estar atentos a las condiciones peligrosas del tiempo y considerar cambiar sus planes para no estar en los cayos desde el domingo al medio día”, advirtió la comunicación.

Según el boletín de las 2:00 p.m. del CNH, los efectos de Laura sobre el área del sur de la Florida aún son impredecibles, pero se pronostica que en su ruta la tormenta impacte con lluvias y vientos a los cayos.

En un boletín especial a las 9.00 horas (13.00 GMT) de este viernes el CNH informó que, según los datos recogidos por un avión cazahuracanes, los vientos de Laura habían alcanzado ya una velocidad de 45 millas por hora (75 km/h), correspondientes a tormenta tropical.


En el cono de trayectoria anterior se veía a Laura cruzando la parte norte de Cuba y luego el sur de Florida en su avance hacia el Golfo de México, lo que iba a hacer con fuerza de huracán el martes y el miércoles.

A las 9.00 horas (13.00 GMT) el centro del fenómeno meteorológico estaba localizado a 230 millas (375 km) al este-sureste de la parte septentrional de las islas de Sotavento, en las Antillas Menores.

Laura se mueve en dirección este-noroeste a cerca de 21 millas por hora (33 km/h). Se espera que al final del día se mueva cerca o sobre la parte norte de las islas de Sotavento, el sábado cerca o sobre la zona septentrional de las islas Vírgenes y Puerto Rico y ese día por la noche esté cerca del norte de la Española (República Dominicana y Haití).

El sábado se acercará a la costa este de la península de Yucatán de México y la cruzará, posiblemente ya con fuerza de huracán, para luego moverse hacia la zona centro-sur del Golfo de México el domingo, según el NHC.

Se espera algún debilitamiento a medida que atraviese la península de Yucatán el sábado en la noche y luego un fortalecimiento el domingo a medida que se mueve en las aguas mar afuera y entra al sur del Golfo de México.

Las alertas y vigilancias dictadas por el NHC debido a estos eventos que podrían convertirse en huracanes abarcan prácticamente todo el Caribe. Los riesgos para tierra son lluvias, vientos, posibles inundaciones repentinas y deslizamientos de tierra, según el CNH.