Emprendedora Saily González se aparta de grupo Archipiélago

La activista y emprendedora Saily González Velázquez comunicó en sus redes, este 5 de diciembre, que abandona la plataforma disidente Archipiélago.
Saily González Velázquez
 

Reproduce este artículo

La activista y emprendedora Saily González Velázquez comunicó en sus redes, este 5 de diciembre, que abandona la plataforma disidente Archipiélago, aunque aclaró “no me iré muy lejos tampoco”.

González Velázquez escribió en Twitter que Archipielago es “el emprendimiento más importante al que he contribuido en mi vida y el grupo humano que más fraterno me ha sido y es”.

Sobre sus motivaciones para apartarse del grupo aclaró que sus proyectos y Archipiélago avanzan a diferentes velocidades: “mi mundo anda en 48 cuadros por segundo y la lógica hace que Archipiélago ande en 24”, expuso.

En una publicación posterior en Facebook dijo que extrañaría a la plataforma y que los objetivos en común la hermanan con quienes aún la integran.

“Tenemos el objetivo común de conquistar #TodosLosDerechosParaTodosLosCubanos, de conseguir que todos podamos aportar a nuestro país, y los frentes en los que yo lucho nunca serán excluyentes, como no lo es tampoco el de Archipiélago. Esto nos hermana, y hermana también conmigo a todo el que piense así”, dijo. Resaltó además que no se marcha del país por las dudas que puedan surgir al respecto.

González Velázquez es una de las figuras más activas dentro del activismo actual cubano y ha sufrido el acoso constante del régimen por sus ideas políticas. El 15 de noviembre, una turba de castristas realizaron un acto de repudio en las afueras de la casa de la activista y posteriormente fue secuestrada en la calle por agentes de la Seguridad del Estado.

Miembros de Archipiélago se alejan de la plataforma

Luego de la partida del dramaturgo Yunior García Aguilera hacia España y la represión alrededor de quienes apoyaron la Marcha Cívica por el Cambio, varios miembros de la plataforma decidieron abandonarla, lo cual no implica una falta de compromiso con la batalla por la liberación de los presos políticos y un camino democrático en el país.

El pasado 3 de diciembre el jurista cubano Fernando Almeyda Rodríguez se separó de sus labores como Coordinador del grupo Archipiélago y explicó los motivos que le impulsaron a tomar la decisión.

“Todo en la vida tiene un ciclo, y hoy termina el mío como Coordinador del grupo Archipiélago” expuso en un post personal de Facebook.

“El matiz  político de la plataforma y de algunos de sus coordinadores,  si bien estoy seguro que benefician a la causa cubana, se está alejando de mis ideas, mi forma de pensar y mi postura política”, agregó entre las motivaciones para abandonar la plataforma disidente.

Subrayó, además, que no pretende dejar la lucha pues a ella “me debo”, sino que será un seguidor más del proyecto. 

El 24 de noviembre, la activista Daniela Rojo informó que dejaba el grupo y se retiraba del activismo público.

En una publicación de Facebook aseguró que su decisión se basó "a raíz de problemas personales y familiares (...) No he tenido ningún problema con los miembros de la plataforma, a los que abrazo fuertemente y les dejo saber que ha sido un gran placer para mí pertenecer a un equipo tan entregado".

"Como madre he de admitir que hay ciertas prioridades que mantengo y que no puedo seguir posponiendo. Mi salida de Archipiélago no tiene nada que ver con un cambio en mis ideas o en mi posición política, pero necesito abrigar a mi familia, la que más ha sufrido este proceso, en especial mis niños", agregó.

Días antes, el historiador e investigador social Leonardo Manuel Fernández Otaño también se retiraba de Archipiélago y el equipo de coordinación de Ágora.