Relatores de la ONU denuncian expatriaciones forzosas masivas de Cuba

El documento señala también hostigamientos y amenazas contra defensores de derechos humanos, periodistas y activistas sociales y políticos
 

Reproduce este artículo

 

Cuatro relatores especiales de la Organización de Naciones Unidas (ONU), denunciaron las llamadas "expatriaciones forzosas masivas" que comete el régimen cubano contra sus ciudadanos críticos con el sistema.

El documento señala también hostigamientos y amenazas contra defensores de derechos humanos, periodistas y activistas sociales y políticos, que a pesar de la reforma migratoria de 2013 que eliminó la restricción de un permiso especial para viajar al extranjero, "reserva al gobierno cubano amplias facultades discrecionales para restringir el derecho a viajar por motivos de defensa y seguridad nacional u otras razones de interés público”.

Además, los expertos manifestaron estar preocupados por la presunta participación de la aerolínea con mayoría de capital venezolano Aruba Airlines, en las expatriaciones forzosas, actuando en contra de la defensa de derechos humanos.

Este texto constituye una respuesta de los relatores a la denuncia formulada en junio anterior por Cuban Prisioners Defenders.

Se refieren específicamente a los "regulados". Según una lista preliminar del Instituto Patmos en la isla ya hay casi 200 personas que tienen prohibición de salida por razones políticas.

 

Lea también

 

Por su partes, esta organización exige al régimen cubano, el cese de los hostigamientos, amenazas y expatriaciones forzosas de defensores de derechos humanos, periodistas y activistas sociales y políticos.

Prisoners Defenders además recordó las detenciones del líder de Unpacu, José Daniel Ferrer, quien cumplió el viernes pasado un mes en prisión y desaparecido.

 

 

Un informe de junio de la organización arrojó un promedio de 134 presos políticos dentro de Cuba y otros miles que reciben condenas “pre-delictivas” y “expatriaciones forzosas", como una nueva estrategia del régimen cubano para no aumentar el número de presos políticos.