Régimen cubano promete prisión a quienes "difundan predicciones maliciosas" sobre coronavirus

Código Penal establece sanción de uno a cuatro años de privación de libertad al que «difunda noticias falsas o predicciones maliciosas tendentes a causar alarma o descontento en la población, o desorden público"
Régimen cubano promete prisión a quienes "difundan predicciones maliciosas" sobre coronavirus
 

Reproduce este artículo

El régimen cubano aseguró que habrá prisión para quienes "difundan predicciones maliciosas" sobre el nuevo coronavirus.

En un artículo publicado en el periódico Granma, su autor explica que el Código Penal establece sanción de uno a cuatro años de privación de libertad al que «difunda noticias falsas o predicciones maliciosas tendentes a causar alarma o descontento en la población, o desorden público".

De acuerdo con el autor "otro fagelo" que afecta a la isla es la desinformación, refiriéndose a noticias y audios falsos que han circulado por redes sociales.

"Ojalá que, ya rebasada esta pandemia, el pueblo cubano termine por inmunizarse, no solo del virus sino también de ese otro flagelo que es la desinformación. Así le estaremos cerrando una brecha importante a ese gran enemigo histórico que siempre busca un resquicio por donde inocular su veneno", concluyó.

Las autoridades sanitarias de Cuba confirmaron 46 casos más de coronavirus en la isla, al cierre de este lunes 6 de abril, para un total de 396 infectados.

Se encuentran ingresados para vigilancia clínico-epidemiológica mil 752 pacientes. Otras 15 mil 762 personas se vigilan en sus hogares, desde la Atención Primaria de Salud.

Desde el pasado 24 de marzo, todas las personas que arriben al país son ingresados durante 14 días en centros de vigilancia creados con este fin. Si en este tiempo, presentaran síntomas respiratorios, entonces son remitidos a los hospitales y centros de aislamiento, designados para estos casos.

El régimen de La Habana confirmó el pasado 11 de marzo los primeros casos positivos de infección de coronavirus en Cuba con tres turistas de visita en la isla, según informó el Ministerio de Salud Pública (Minsap).

En el país han fallecido hasta el momento 11 personas a causa de la COVID-19: un italiano, un ruso y nueve cubanos.

El pasado martes además, el primer ministro del régimen cubano, Manuel Marrero, anunció la suspensión total de los vuelos a la isla, lo que significa que ni los cubanos y extranjeros residentes podrán entrar al país.

"El avance de la pandemia nos ha llevado a valorar la situación de los aeropuertos. Se ha tomado la decisión de suspender todos los vuelos de pasajeros a Cuba. Necesitamos eliminar el arribo de pasajeros que sigue siendo un riesgo para la salud de las personas", agregó el jerarca.
 
A nivel mundial se han confirmado más de un millón 400 mil casos, con 83 mil fallecidos y 309 mil personas recuperadas. La Organización Mundial de la Salud reporta 170 países con transmisión.