OEA pide libertad de presos políticos y enviar misión humanitaria a Cuba

La Organización de Estados Americanos pidió la liberación de los presos políticos en Cuba y propuso enviar una Misión Humanitaria para constatar la situación de los DDHH
OEA pide libertad de presos políticos en Cuba. Foto: Archivo de EFE
 

Reproduce este artículo

La Secretaría General de la Organización de Estados Americanos (OEA) pidió este jueves 16 de diciembre la liberación de los presos políticos en Cuba y propuso enviar a la isla una Misión Humanitaria, para constatar la situación de los derechos humanos en las cárceles.

En un comunicado la OEA exigió “una vez más la inmediata puesta en libertad de todos los presos políticos que se encuentran encarcelados de manera arbitraria”, e instó a permanecer “atentos” a la evolución de sus condiciones de salud e integridad física.

“La vulneración de sus derechos fundamentales y sus detenciones arbitrarias constituyen una flagrante violación a los derechos humanos en el país, lo cual va en contra de todos los instrumentos internacionales en la materia”, refiere la declaración.

La OEA manifestó “especial preocupación” por la integridad del disidente José Daniel Ferrer, coordinador nacional de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu), “cuya salud parece haberse deteriorado de manera acelerada durante las últimas semanas” en una cárcel del régimen.

“Ferrer se encuentra confinado en una pequeña celda tapiada, sin ningún contacto con personas distintas a los guardias que lo custodian y sin acceso a luz natural. Sus reportados problemas de respiración, pérdida de visión y otros más han sido atribuidos a las inhumanas condiciones donde se encuentra detenido por ejercer sus legítimos derecho civiles y políticos”, denunció la organización regional.

Además, la Secretaría General de la OEA urgió al gobierno de Cuba a permitir la visita de una Misión Humanitaria del sistema universal o interamericano de protección de derechos humanos, para que pueda constatar el estado y la situación de las personas presas políticas en el país.

Según el comunicado, “la presencia de una Misión Humanitaria resulta esencial en un contexto como el presente, y la Secretaría General continuará monitoreando y en permanente alerta ante la situación existente”.

El mes de noviembre concluyó con 712 personas encarceladas por motivos políticos en Cuba, según reporte de la organización de derechos humanos Prisioners Defenders (PD).

Del total de casos registrados, 562 tienen relación con la ola represiva tras las manifestaciones antigubernamentales del 11 y 12 de julio en más de 60 localidades de la isla, informó en un comunicado la ONG con sede en Madrid, España.

En los últimos 12 meses han formado parte de la lista de Prisoners Defenders unos 805 presos políticos en Cuba. La entidad advierte que “estas son una pequeña fracción de las cifras reales, cuya verificación total es simplemente inalcanzable”.

De los 712 prisioneros políticos verificados en la isla, 452 son clasificados por PD como “convictos de conciencia”. Están “privados de libertad únicamente por motivos de conciencia, es decir, de ejercicio estricto de sus más fundamentales derechos humanos, con acusaciones (…) probadamente falsas y fabricadas, o bien de índole no delictiva y absolutamente relacionadas con el pensamiento”.

La ONG destacó como casos representativos los encarcelamientos del líder opositor José Daniel Ferrer; los artistas Luis Manuel Otero Alcántara y Maykel “Osorbo” Castillo Pérez; la Dama de Blanco Aymara Nieto Muñoz; el pastor evangélico Lorenzo Rosales Fajardo; y los ciudadanos que se manifestaron pacíficamente en las calles Luis Robles Elizástegui y Andy Dunier García Lorenzo.

El presidente del régimen cubano, Miguel Díaz-Canel, dijo recientemente a miembros de la Caravana de Pastores por la Paz que “no hay presos políticos en Cuba”, y que las personas contrarias a su gobierno pueden manifestarse libremente.

“No hay presos políticos en Cuba. Lo que pasa es que muchas veces el propio imperio en su campaña mediática trata de vincular a la actividad contra la revolución, subvirtiendo el orden interno de Cuba, a personas a las que llevan a cometer delitos como hechos vandálicos”, dijo Díaz-Canel.