Muere en su casa cubano al que le negaron atención médica

La cubana Lisveilys Echenique denunció, a través de una transmisión en vivo, que su hermano murió en casa tras serle negada la asistencia médica en Ciego de Ávila.
Lisveilys Echenique
 

Reproduce este artículo

La cubana Lisveilys Echenique denunció, a través de una transmisión en vivo, que su hermano murió en casa tras serle negada la asistencia médica en Ciego de Ávila.

En su video publicado en Facebook este 9 de julio, Echenique contó que su hermano padecía de signos febriles desde hacía 10 días. “Mi hermano estaba mal, llevaba 10 días con fiebre en la casa, sin un antibiótico y sin que lo atendieran porque no había cama en los hospitales, no hay camas, ni medicinas, ni con que atenderlo”, sentenció entre sollozos.

En su narración explicó cómo se dirigió al “puesto médico del policlínico centro de la calle ancha, a la una de la mañana solicitando la llamada brigada de respuesta rápida que ponen en los policlínicos, supuestamente trabaja 24 horas, una vez la había llamado y había funcionado bien.

Yo fui allá y la doctora que estaba de guardia no podía venir a la casa a atender una emergencia de una persona de bien, no pudieron venir. Los primeros auxilios de este país que tanto presume de potencia médica, solo pedía que lo auxiliaran como ciudadano cubano y eso se le negó antes de morir, se murió sin que lo viera un médico, casi tengo que llamar a Díaz-Canel para que pusieran la ambulancia que llegó a las dos cuando ya estaba muerto”.

Echenique también sostuvo que “la situación en Cuba es precaria y el gobierno no quiere pedir ayuda. 

No hay médicos, no dan abasto. Cuando yo digo que hay personas que mueren por negligencia médica, a lo mejor muchos médicos tienen la voluntad de coger y atenderlos a todos, pero no pueden”.

En el momento de la directa las autoridades pertinentes aún no habían retirado el cuerpo de la vivienda.

Crisis sanitaria en Cuba

Tras el tercer rebrote de la pandemia del coronavirus Cuba atraviesa uno de los peores momentos desde marzo de 2020, cuando se detectaron los primeros casos en la isla.

Justo cuando el régimen aprueba el uso de emergencia de Abdala, uno de sus candidatos vacunales, los hospitales de Matanzas colapsan ante el creciente número de contagios. 

Un video que circula en redes muestra el hacinamiento del que son víctimas los pacientes del hospital Julio Aristegui Villamil de Cárdenas en Matanzas. 

El audiovisual compartido por un usuario en las redes evidencia las malas condiciones del centro hospitalario. Allí los ingresados están ubicados hasta en los pasillos porque las salas están atestadas ya.

El polo turístico de Varadero es una de las zonas más complicadas actualmente, al respecto Mario Sabines Lorenzo, gobernador de esa provincia, aseguró al Periódico Girón que entre abril y junio los turistas enfermos eran: 23 rusos; y 36 cubanos que llegaron contagiados al aeropuerto.

Unos 54 trabajadores del sector turístico dieron positivos al coronavirus en mayo y otro 110 en junio “con un incremento del doble prácticamente, y que han aportado a la comunidad, porque residen en esta 283 casos confirmados”, dijo Sabines Lorenzo.

Además 32 trabajadores del aeropuerto internacional Juan Gualberto Gómez fueron contagiados con posterioridad a la llegada de os vuelos de Rusia a partir de inicios de abril. 

Cubanos desde el exilio realizan iniciativas de apoyo para enviar medicinas y otros productos útiles ante la crisis de la isla. A su vez piden la apertura de un corredor de vuelos humanitarios y el levantamiento de las restricciones aduanales para poder llevar la ayuda a Cuba; pero el régimen no se pronuncia al respecto.