Régimen acosa a joven de Las Tunas por marcha del 20N

Yerly Velázquez denunció “acoso” y citaciones de la policía política del régimen por su activismo a favor de la convocatoria a marchar el próximo 20 de noviembre en Cuba
Régimen acosa a joven de Las Tunas por marcha del 20N
 

Reproduce este artículo

El joven Yerly Luis Velázquez Morales denunció el “acoso” de la policía política del régimen de Cuba por su activismo a favor de la convocatoria a marchar el próximo 20 de noviembre por los derechos humanos.

Velázquez Morales informó en Twitter este lunes que “la policía política de Las Tunas me acaba de citar para mañana a la unidad del sector 13 de la PNR [Policía Nacional Revolucionaria] a las 9:30 am y a mi esposa también”.

“¡¡Denuncio el acoso por parte del régimen solo por pensar diferente!! #soscuba #nomasacoso #20NCuba #LibertadDeExpresion”, añadió el activista en su tuit.

Este mismo lunes, más temprano, el opositor dijo en su Twitter que la policía política había “sitiado el Tribunal Provincial porque hay varios juicios a activistas políticos y manifestantes del 11J”, el estallido social que alcanzó más de 60 localidades en el país.

El 30 de septiembre, Yerly Velázquez informó sobre otra citación de la Seguridad del Estado, que lo interrogó en la unidad de Instrucción Provincial “porque promuevo el 20N. ¡¡Abajo la Dictadura Castrista!!”, denunció en ese momento.

Decenas de cubanos han suscrito documentos formales en los que se notifica a las autoridades de varias provincias la intención de realizar una marcha pacífica el próximo 20 de noviembre, a favor del respeto de los derechos humanos en Cuba y por la liberación de los presos políticos, entre otras demandas.

La iniciativa surgió en el grupo Archipiélago, fundado por el dramaturgo y actor Yunior García, como un movimiento a favor de los derechos humanos y libertades en Cuba que toma fuerza tras las protestas del 11 y 12 julio últimos, conocidas como el 11J. 

La Habana, Holguín, Pinar del Río, Santa Clara, Cienfuegos, el municipio de Nuevitas en la provincia de Camagüey, y Guantánamo, son algunas de las ciudades donde grupos de activistas han notificado formalmente la intención de manifestarse, lo permita o no el gobierno.

 

Régimen presiona para impedir marchas

El castrismo ha respondido a quienes se organizan para marchar con varios textos contra Yunior García, algunos publicados en el medio oficialista Razones de Cuba.

En uno de los artículos tildan al joven artista de representar el papel de “nuevo 'mesías' de la contrarrevolución interna”, y lo acusan de “traidor” que, tras beneficiarse de las instituciones culturales, es capaz de “vender a los suyos por tan poco”. Según Razones de Cuba, la convocatoria a la marcha pacífica “afecta directamente a la seguridad de la nación”.

El 29 de septiembre, agentes de la Seguridad del Estado aseguraron al opositor Manuel Cuesta Morúa, detenido arbitrariamente, que no permitirían la marcha pacífica del 20N.

Un agente le dijo que “estuviera listo”, pues tomarían las medidas necesarias para impedir la protesta. A Cuesta Morúa le impusieron una multa de 100 pesos cubanos “por evadir el dispositivo” de vigilancia que tenía alrededor de su vivienda.

El sábado 2 de octubre, desde Holguín, el médico Manuel Guerra denunció, en una transmisión en vivo por Facebook, presiones de las autoridades sobre los firmantes de las cartas entregadas para notificar las manifestaciones.

Guerra calificó los actos represivos e interrogatorios como una “campaña de intimidación” que es además de carácter ilegal. Agregó que quieres coaccionan a los promotores de esta iniciativa de Archipiélago “no son para nada revolucionarios, están obrando al nivel de hampones de una mafia organizada y nos están privando de nuestros propios derechos constitucionales”.