EEUU repudia largas condenas contra activistas cubanos Félix y Sayli Navarro

“Exigimos que el régimen en Cuba detenga estas detenciones arbitrarias e instamos a la liberación inmediata de todos los presos políticos”, publicó la Embajada de EEUU en La Habana
Sayli y Félix Navarro, opositores cubanos
 

Reproduce este artículo

La Embajada de los Estados Unidos en La Habana criticó este viernes las sentencias de cárcel dictadas contra los opositores cubanos Félix Navarro y su hija, Sayli Navarro.

“Repudiamos las condenas de 9 y 8 años de prisión para Félix y Sayli Navarro. ¿Por qué Félix y Sayli fueron condenados a prisión por apoyar a los manifestantes del 11J que ejercían su libertad de expresión? Esto es un escándalo”, afirman en un mensaje de la delegación diplomática publicado en Twitter.

“Exigimos que el régimen en Cuba detenga estas detenciones arbitrarias e instamos a la liberación inmediata de todos los presos políticos. #PresosPorQué”, agregaron.

Félix Navarro Rodríguez (68 años) es profesor de Física y ex prisionero político del Grupo de los 75 –encarcelados durante la Primavera Negra del 2003–, y líder del Movimiento por la Democracia “Pedro Luis Boitel”, al que también pertenece su hija Sayli. Ambos han sido condenados por su participación en el levantamiento popular del 11 y 12 de julio pasado en decenas de localidades de Cuba.

“Notifican sentencia a Félix y Sayli Navarro, padre e hija, condenados a nueve y ocho años, respectivamente. Ambos líderes del Partido Pedro Luis Boitel e integrantes del Consejo para la Transición Democrática en Cuba, del cual Félix Navarro es vicepresidente”, denunció el miércoles el opositor Manuel Cuesta Morúa en su cuenta de Twitter. “Comienza el proceso de apelación. A ellos, todo el apoyo”, agregó.

Por su parte, el Center for a Free Cuba expuso en la red social que los activistas sentenciados “son defensores de derechos humanos y presos de conciencia. Condenamos las injustas penas de 9 y 8 años de prisión impuestas por [el presidente cubano] Díaz-Canel (…). Deben ser liberados inmediatamente”.

El juicio de los Navarro ocurrió a finales de enero, y la Fiscalía de Cuba solicitaba una pena de 15 años para Félix Navarro y de 11 para Sayli. Fueron arrestados el 12 de julio de 2021, un día después del estallido social, cuando acudieron a la unidad policial de Perico, en la provincia de Matanzas, para interesarse por los detenidos miembros de su partido opositor.

En aquel momento, denunciaron que la detención había sido violenta. Sayli fue excarcelada más adelante con una medida cautelar y una acusación por el supuesto delito de “atentado”. Su padre permaneció en prisión, donde realizó una huelga de hambre.

El 10 de febrero, Félix Navarro continuaba presentando problemas de salud en la cárcel de Agüica, en la provincia de Matanzas, donde lo visitó su hija, quien dijo haberlo encontrado “sumamente delgado”.

Al prisionero solo le permiten la entrada de un familiar por visita, una regulación del penitenciario con la cual no están de acuerdo sus allegados. La activista Ania Zamora contó a Radio Televisión Martí que esta medida la implementaron usando como pretexto los posibles contagios por la COVID-19.

“Sonia (la esposa de Navarro), me explicó que Saily pudo pasar porque fue lo mismo: un solo familiar y que lo vio, que está enfrentando problemas de enfermedades, su delgadez, su problema en el pulmón, pero, gracias a Dios, firme en sus ideas, muy firme y, aunque con problemas de salud, bien”, expresó  Zamora.