CIDH otorga medidas cautelares a periodista Héctor Valdés y activista Raúl Soublett

La CIDH señaló que ambos "tienen limitaciones severas para poder desarrollar libremente sus actividades"
La CIDH señaló que ambos "tienen limitaciones severas para poder desarrollar libremente sus actividades"
 

Reproduce este artículo

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) otorgó medidas cautelares al periodista de ADN Cuba, Héctor Valdés Cocho, y su pareja, el activista LGBTI, Raúl Soublett, por el acoso del que han sido víctimas por parte del régimen cubano.

La solicitud de medidas cautelares fue presentada en meses anteriores por el Instituto Internacional sobre Raza, Igualdad y Derechos Humanos y aprobada el 1 de diciembre.

En el documento, al que tuvo acceso ADN Cuba, la Comisión Interamericana manifestó preocupación por los hostigamientos que recibe Valdés Cocho relacionado con su orientación sexual; incluso agresiones mientras se encontraba bajo custodia del Estado.

"Al respecto, la Comisión ha señalado que el involucramiento de la policía en actos de discriminación y violencia contra personas LGBT conduce a otros a creer que pueden hacer daño impunemente a personas con orientaciones sexuales e identidades de género no normativas", agregan.

La CIDH señaló que ambos "tienen limitaciones severas para poder desarrollar libremente sus actividades. Los eventos a los que han estado expuestos indican además que existe un impacto diferenciado en el trato dado en los interrogatorios, detenciones y por el tipo de amenazas que realizan los actores estatales hacia ellos con el objetivo de intimidarlos y discriminarlos. La Comisión toma particularmente en cuenta que muchos de estos actos de hostigamiento, intimidación, persecución y amenazas han hecho referencia a su orientación sexual u origen racial".

La CIDH solicitó al Estado cubano que "adopte las medidas necesarias para proteger los derechos a la vida e integridad personal de los beneficiarios" y "asegurar que sus agentes respeten la vida e integridad personal de los propuestos beneficiarios, y se les proteja de actos que sean atribuibles a terceros, de conformidad con los estándares establecidos por el derecho internacional de los derechos humanos".

También exigen al régimen que adopte las medidas necesarias para que Valdés Cocho y Soublett puedan desarrollar sus actividades como periodista y activista de derechos humanos, según corresponda, sin ser objeto de actos de violencia, intimidación, y hostigamientos en el ejercicio de sus labores. 

La Comisión solicitó al gobierno de Cuba informarles dentro del plazo de 15 días contados a partir de la fecha de la presente comunicación, sobre la adopción de las medidas cautelares acordadas y actualizar dicha información en forma periódica.

En lo que va de 2021 Valdés Cocho ha sido amenazado de muerte al menos seis veces, sobre todo a través de redes sociales.

La última amenaza ocurrió el pasado 22 de noviembre. "Si no te mata lo que puedes tener, te matamos nosotros", dice un mensaje que le enviaron a su Messenger el mes anterior.

El mensaje también indica: "sé dónde vives e incluso vivo cerca (...) Sé también dónde vive tu familia y sé también los pasos que dan incluso hasta la escuela donde estudia tu sobrina. Con eso te quiero decir que si no vamos contra ti, podemos ir contra ellos".