Libro autobiográfico sobre el bailarín Carlos Acosta sigue vetado en Cuba

La cinta Yuli, que refleja la vida del famoso bailarín cubano Carlos Acosta, acaba de ser exhibida en el circuito de cines de estreno de la capital cubana.

La película está basada en la biografía de Acosta, que bajo el nombre Sin mirar atrás ha tenido dos ediciones en inglés. Sin embargo, el libro sigue sin presentarse en Cuba a pesar de que llegó a tener fecha oficial de lanzamiento.

La editorial cubana Arte y Literatura había programado la presentación  en el 2016 en el llamado Sábado del Libro, en La Habana.

El anuncio causó gran expectativa entre los lectores y amantes del ballet en la isla, pero a última hora mandaron a suspender el lanzamiento sin explicar las razones al público que lo aguardaba.

Los ejemplares siguen en los almacenes del Instituto Cubano del Libro (ICL), a la espera de que “las personas encargadas” reciban el visto bueno para que puedan ser presentados, según contó a ADN CUBA una trabajadora del ICL que prefirió no identificarse.

En el libro Acosta relata sin medias tintas su vida, cómo fue su paso por el Ballet Nacional de Cuba, las dificultades que enfrentó durante los inicios de su carrera y su llegada a la cúspide mundial.

No se han dado a conocer los cuestionamientos que impiden la presentación del libro en Cuba, pero diferentes medios vinculan la censura a los posibles hechos de racismo a los que hace alusión Acosta en el libro.

Se atribuye la prohibición a la intervención de la poderosa Alicia Alonso, quien no se sintió cómoda con la insinuación de que Acosta fue víctima del racismo en el Ballet Nacional de Cuba”— indicó recientemente el diario El Nuevo Herald a propósito de la presentación de la película en el Festival de Cine de Miami.

 

La película sobre el relato autobiográfico del bailarín cubano, de la directora española Icíar Bollaín y con guión del escocés Paul Laverty, ha obtenido importantes premios internacionales en festivales como San Sebastián, España y ha recibido una gran aceptación por parte del público.

La cinta se proyectó por primera vez en Cuba en el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano en 2018. En las tres proyecciones se robó los aplausos de cientos de personas que abarrotaron las salas y que se conmovieron ante la trama de la historia.

Esta no es la historia mía, es la historia de todos los cubanos, es una historia universal, el viaje de una familia humilde y como logra rebasar los obstáculos. Es una historia que debe dar esperanza en un mundo donde hay tantas cosas malas y, quizás, algún niño en algún lado de este planeta se vea reflejado”, señaló a la prensa Acosta durante la presentación del filme.

Carlos Acosta nació en un barrio muy humilde de La Habana y quería ser futbolista cuando era niño, pero ante la presión de su padre por sacarlo de la marginalidad se dedicó al ballet.

En la película también se narran los avatares de Acosta para triunfar y los diferentes momentos vividos por el bailarín desde la lejanía como la llamada crisis de los balseros que sacudió Cuba en 1994.

Carlos Acosta es actualmente el bailarín cubano de mayor reputación en todo el mundo, y ha integrado célebres compañías como el Royal Ballet, el English National Ballet, y el Houston Ballet, entre otras.

Hace varios años regresó a La Habana para fundar su propia compañía Acosta Danza con el objetivo de promover jóvenes talentos y apoyar el desarrollo del ballet cubano.