Cuba, segundo país de América con más fumadores
En consumo de tabaco, la isla sólo es superada por Chile a nivel continental. El número de fumadores disminuye progresivamente, pero puede hacerse más
El tabaquismo disminuye, pero no lo suficiente

Pese a que sigue la tendencia mundial de disminución del tabaquismo, Cuba es aún una de las naciones del continente americano en las que más se fuma. El 27,1 por ciento de su población es fumadora, muy por encima del promedio continental, situado en un 16 por ciento.

Los datos fueron dados a conocer en días recientes por la Organización Mundial de la Salud (OMS), en la tercera edición de su reporte global de tendencias en la prevalencia del consumo de tabaco para el período 2000-2025. Según este informe, la mayor de las Antillas sólo es superada en la región, en lo que a consumo de tabaco se refiere, por Chile, país cuya tasa asciende al 44,7 por ciento de la población.

Junto a ellos, Uruguay, Argentina y Estados Unidos, con tasas de 21,8, 21,1 y 20 por ciento, respectivamente, completan el quinteto de países que rebasan el promedio del área americana.

Desglosada por sexos, la tasa de población cubana fumadora refiere que la isla es el segundo país americano en el que más fuman los hombres, superada nuevamente solo por Chile. El 39,7 por ciento de los cubanos fuma, al igual que lo hace el 14,5 por ciento de las cubanas.

No obstante, las mujeres están un poco mejor posicionadas que los hombres, ya que su tasa ocupa el quinto lugar regional en el nefasto ranking y no está tan alejada de la media de fumadoras en la región, ubicada en un 11,5 por ciento.

La media para los hombres es de un 20,5 por ciento, muy por debajo del porcentaje de los cubanos fumadores.

En su reciente estimación, con cifras de 2018, la OMS observó por primera vez que el número de hombres que consumen tabaco disminuye respecto a estimaciones anteriores.

“La disminución del consumo de tabaco entre los hombres marca un punto de inflexión en la lucha contra el tabaco”, dijo el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS, en declaraciones dadas a conocer mediante un comunicado de la organización internacional.

“Durante muchos años hemos sido testigos del aumento constante del número de hombres que consumen productos de tabaco mortales. Pero ahora, por primera vez, estamos viendo una disminución en el consumo masculino, impulsado por el hecho de que los gobiernos están siendo más duros con la industria tabacalera. La OMS seguirá colaborando estrechamente con los países para mantener esta tendencia a la baja”, agregó.

La OMS prevé que para 2020 habrá 10 millones menos de consumidores de tabaco que en 2018, entre hombres y mujeres. De igual forma, estima otros 27 millones menos para 2025.

Cuba está entre los países que han experimentado una disminución progresiva del consumo desde que comenzaron a hacerse estos estudios. Pese a ello, el informe de la organización reconoce que puede hacerse más a nivel gubernamental, ya que la isla es uno de los países que menos grava el tabaco.