Régimen declara a los coleros como “antisociales” y les promete hasta 4 años de cárcel
Los coleros, los nuevos enemigos inventados por el régimen, son declarados una pandemia y podrían ir presos hasta por 4 años
Régimen declara a los coleros como “antisociales” y les promete hasta 4 años de cárcel
 

Reproduce este artículo

Un grupo de medidas para el enfrentamiento a los coleros serán anunciadas en breve por el régimen de La Habana. Por el momento se sabe que podrían recibir hasta cuatro años de prisión por sus acciones.

Según informó el medio oficialista Tribuna de La Habana “los coleros serán asumidos jurídicamente como figuras antisociales y en esa calidad será posible abrirles expedientes de peligrosidad a través de los cuales podrían recibir hasta cuatro años de privación de libertad”.

El gobierno cubano es hábil para crear enemigos a quien culpar del descontento del pueblo. Nunca el régimen dejará que la culpa caiga al piso o en sus espaldas como indica la historia. Ahora mismo los coleros resultan la diana en medio de la crisis. Si hay que culpar a alguien de la escasez o de algún otro problema que derive del deficiente manejo de los recursos que hace el Estado pues es a estos “personajes” que habitan las muchas colas en Cuba.

Por otra parte, se supo que el Tribunal de La Habana anunció que se implementarán acciones legales, “algunas muy novedosas”, para evitar coleros, revendedores y acaparadores, o cualquiera que realice actividad económica ilícita en el país.

En el último Consejo de Defensa Provincial (CDP) de La Habana, Yojanier Sierra Infante, presidente del Tribunal Provincial Popular, anunció nuevas medidas que serán aplicadas próximamente en el país.

Desde el oficialismo la campaña contra estos oficios legales se ha desatado. El periodista cubano, Humberto López, aseguró la semana pasada en la televisión estatal que los llamados coleros "son una pandemia". 

Durante el noticiero en la noche, López comenzó diciendo que "si este tipo de coronavirus es nuevo , hay otra especie de pandemia que no es una nueva cepa, pero sus dimensiones sí han crecido en estos meses y con toda seguridad hay que detenerla ya. No es una exageración: los coleros son una pandemia ".

"¿Hay que creerle que lo que compra es para su consumo? ¿Es la reventa de un producto deficitario una manera honesta de ganarse la vida? ¿Vamos a permitir también que un individuo compre con su tarjeta cantidades irracionales de cualquier producto? ¿Incluso luego de vender y comprar ilegalmente cantidades significativas de esa moneda? La escasez no es solo de productos sino también de valores.

Por último, el periodista dijo que esas personas merecían sentir "el peso de la ley y del pueblo que los repudia".

También el diario del Partido Comunista de Cuba, Granma, culpó recientemente a los coleros de la falta de alimentos para ancianos y embarazadas. Dentro de poco los coleros serán más omnipresentes que Dios, al menos desde las letras y transmisiones de la prensa al servicio de la dictadura.

En su texto el diario también hizo referencia al número cada vez mayor de sancionados por delitos relacionados con las colas. 

Antes de culminar julio la cifra de personas sancionadas por ejercer como coleros en la pandemia ascendía a 1285.